TENDENCIAS
05/03/2019 11:47 CET | Actualizado 05/03/2019 15:50 CET

Penélope Cruz se sube a la pasarela de Chanel en el desfile póstumo de Karl Lagerfeld para la marca francesa

Lágrimas durante la presentación de la última colección en la que trabajó el diseñador antes de su muerte.

La expectación era máxima esta mañana en París. Se presentaba la última colección de Karl Lagerfeld para Chanel, después de su muerte el pasado 19 de febrero a los 85 años. El Grand Palais se ha convertido en una estación de esquí y la gran sorpresa la ha dado Penélope Cruz, embajadora de la marca, que ha desfilado junto a modelos como Kaia Gerber, Mariacarla Boscono o Cara Delevingne.

La actriz española se ha subido a la pasarela con uno de los diseños de la colección, un look blanco con volantes, y con una camelia blanca, símbolo de la maison, en la mano. Cruz ha desfilado con una amplia sonrisa, y visiblemente emocionada, al igual que muchas de las modelos, que no han podido contener las lágrimas en el carrusel final de la presentación. "Ha sido todo un honor", escribió horas después la actriz en su perfil de Instagram.

En la primera fila del desfile estaba, como no podía ser de otra forma, Anna Wintour, directora de Vogue US y amiga íntima de Lagerfeld, musas del diseñador como Naomi Campbell y Claudia Schiffer, o actrices como Kristen Stewart o Marion Cotillard.

A lo largo del desfile se han acumulado los detalles para rendir homenaje a Lagerfeld, por el que se ha guardado un minuto de silencio. Desde la invitación donde se podía leer The beat goes onla marcha continúa—, hasta la canción elegida para terminar el desfile: Heroes de David Bowie. La misma que sonó hace algo más de una semana en la presentación de Fendi, firma que también dirigía.

El diseñador permaneció al frente de la casa francesa, que capitaneaba desde 1983, hasta el día de su muerte. Esta es la última colección del diseñador alemán para Chanel, que ha designado a Virginie Viard, su mano derecha, como máxima responsable.