POLÍTICA
13/12/2019 20:58 CET

300 jóvenes protagonizan una sentada en la Cumbre del Clima: "No se ha escuchado a la juventud"

Han protestado frente a las puertas del centro de congresos donde se celebra la COP25.

TWITTER EXTINCTION REBELLION
Sentada en la COP 25

Alrededor de 300 jóvenes pertenecientes a los colectivos sociales de Fridays For Future (FFF) y Extinction Rebellion (XR), entre otros, han protagonizado una sentada frente a las puertas de centro de congresos donde se celebra la Cumbre del Clima en Madrid, para denunciar que “no se avance en las negociaciones y la desconexión entre lo que pasa dentro y fuera de la COP”.

Asimismo, estos movimientos a favor del clima pretenden resaltar que “no se ha escuchado ni a la juventud, ni a los colectivos más desfavorecidos, como los indígenas”, motivo por el que han organizado una protesta con diferentes actuaciones.

“Todos quieren la mejor parte del pastel y no salen de eso”, ha dicho a Efe Lucas Barrero, miembro de FFF, que ha señalado “todo avanza muy lentamente”. Barrero ha criticado que, a la hora de hablar de negociaciones, “a los políticos se les llena la boca y dicen que los jóvenes tenemos que estar ahí, pero luego actúan de otra forma”.

“El otro día hicimos una protesta sin permiso, se nos expulsó y no se permitió la entrada de ningún observador, lo que vulnera nuestros derechos”, ha recordado Barrero en referencia a la cacelorada llevada a cabo frente al plenario de la Zona Azul de la COP, la destinada a las negociaciones de los países.

Presión a los políticos

Barrero ha indicado que FFF “va a estar presente en la próxima COP, presionando mucho más” porque, “si la sociedad no empuja, los políticos no van a hacer nada”.

Bajo los habituales cánticos de los jóvenes como “Ni un grado más, ni una especie menos”, esta vez han coreado, en español e inglés, frases como “Poder para la gente, porque la gente tiene el poder”, o “Europa, entiende, en Chile matan gente”, en referencia a los disturbios sociales en el país latinoamericano que llevaron a que renunciara a celebrar la COP25 y esta tenga lugar en Madrid, aunque bajo presidencia chilena.

Durante la protesta, tres jóvenes trajeados han golpeado sendas pelotas con el planeta Tierra dibujado en su superficie y cuyo interior tenia grandes cantidades de billetes falsos que pretendían simbolizar “lo que hacen las grandes empresas con nuestro mundo”.

Vamos a seguir aquí, aguantando, hasta la clausura de nuestra cumbre social

De la misma forma, todos los participantes han guardado silencio durante un minuto en honor a todos los líderes indígenas que están siendo asesinados: “Son momentos muy difíciles para el activismo ambiental”, ha afirmado una joven por un megáfono.

“Vamos a seguir aquí, aguantando, hasta la clausura de nuestra cumbre social” este viernes, ha indicado a Efe Alberto Rico, miembro de XR. Además, durante la protesta, tres jóvenes se han encadenado a un bote con el logo de XR, situado en la rotonda principal del centro de congresos, para expresar su inconformidad “con las desigualdades que sufren los países del sur”, según ha argumentado uno de ellos.

“Nuestro barco es un símbolo de que, incluso aquí, podemos llegar a ahogarnos porque seguirán subiendo los océanos y va a ser peligroso para algunas ciudades”, ha alertado Rico.

Photo gallery Marcha por el Clima en Madrid See Gallery