NOTICIAS
29/01/2020 10:44 CET | Actualizado 29/01/2020 12:38 CET

A juicio las presuntas extorsiones de Ausbanc y Manos Limpias

Los procesados están acusados de estafa, blanqueo, extorsión, amenazas, administración desleal, fraude, entre otros delitos.

EFE
Los líderes de Ausbanc y Manos Limpias, Luis Pineda (i), y Miguel Bernad (c) y la abogada Virginia López Negrete (d).

La Audiencia Nacional ha comenzado a juzgar este miércoles a los líderes de la Asociación de Usuarios de Servicios Bancarios (Ausbanc) Luis Pineda y de Manos Limpias Miguel Bernad, que se enfrentan a peticiones del fiscal de 118 y casi 25 años de cárcel, respectivamente, por integrar una trama de extorsiones.

También se sentarán en el banquillo otros nueve acusados, entre ellos Virginia López Negrete, la abogada de Manos Limpias que dirigió la acusación contra la infanta Cristina en el caso Nóos, para quien la Fiscalía solicita cerca de doce años de cárcel.

Miguel Durán, abogado de Pineda, ha dicho en el juicio que este caso es nulo al ser un montaje del BBVA con el excomisario José Villarejo para neutralizarle pues estaba ganando pleitos contra cláusulas abusivas de bancos.

El juicio, que inicialmente iba a comenzar el pasado 21 de octubre pero que tuvo que aplazarse por un problema de salud del abogado de Pineda, Miguel Durán, está previsto que se prolongue hasta el 21 de abril.

Estafa, blanqueo, extorsión, amenazas...

Los procesados están acusados de delitos de estafa, blanqueo de capitales, extorsión, amenazas, administración desleal, fraude en las subvenciones y pertenencia a organización criminal.

En la vista se juzga la supuesta connivencia entre Ausbanc y Manos Limpias para extorsionar a cambio de retirar acusaciones y presionar a bancos.

Se acusa a sus líderes, entre otras cosas, de tratar de negociar la retirada de la acusación contra la infanta Cristina en el caso Nóos a cambio de un acuerdo de entre dos y tres millones de euros.

“Lapidación” de “las cloacas” 

En declaraciones a los medios de comunicación antes de entrar a la vista oral,  Bernad ha asegurado que ha sido víctima de “una gran criminalización y lapidación” diseñada “por las cloacas del Estado”.

“Confiamos en que la sección cuarta de la Audiencia Nacional actúe con total responsabilidad y total respeto a esta sección y mi total rechazo a cómo se ha efectuado esta instrucción diseñada, y lo digo alto y claro, por las cloacas del Estado, que tienen nombre y apellidos”, ha aseverado.

Bernad se ha mostrado convencido de que se demostrará su inocencia y de que “esto ha sido elaborado por las cloacas del Estado”, a las que ha responsabilizado de la “lapidación” sobre su persona y su sindicato Manos Limpias al someterle durante este tiempo a “una pena de telediario donde se cargaron la presunción de inocencia”.

El juez Pedraz, denunciado por prevaricación

El acusado ha explicado que el juez instructor de la causa en la Audiencia Nacional Santiago Pedraz está denunciado por prevaricación continuada en la Sala Segunda del Tribunal Supremo, como lo está en un juzgado de Madrid el policía de la Unidad Central de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) que elaboró el informe.

Bernad también ha denunciado a Podemos y al resto de acusaciones que ha tachado de “espúreas” y que han permitido una acusación “de abuso de poder y sin estar legitimadas”.

APRENDE A USAR TU DINERO