POLÍTICA
11/11/2019 10:12 CET | Actualizado 11/11/2019 15:57 CET

Ábalos: "No vamos a apostar por ningún Gobierno de gran coalición"

El secretario de Organización del PSOE aboga por un gobierno progresista, aunque "no en solitario".

REUTERS
El PSOE analiza los resultados electorales

Día de análisis y, de alguna manera, de marcar las líneas rojas. Y las del PSOE están claras: no habrá un Gobierno de coalición. Así lo ha manifestado el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, que ha sentenciado que “un gobierno progresista es un gobierno socialista”.

“Nosotros no vamos a apostar por un Gobierno de gran coalición. Apostamos por un gobierno progresista. Nos comprometemos a trabajar que se ponga en marcha cuanto antes”, ha declarado este lunes.

Ábalos también ha anunciado que a partir de este lunes el presidente en funciones, Pedro Sánchez, hará las llamadas pertinentes para “sondear la opinión” de los líderes de otras formaciones y “establecer la dinámica para conformar gobierno lo antes posible”.


En rueda de prensa en la sede de Ferraz, en un receso de la reunión de la Comisión Ejecutiva Federal que ha analizado los resultados del 10-N, Ábalos no ha precisado con quién hablará primero el candidato socialista pero sí ha dicho que cumplirá con ese compromiso, anunciado ya en precampaña, porque el PSOE es hoy “la única alternativa”. 

Previamente, durante una entrevista en RNE, había manifestado que descarto “totalmente otras elecciones” y ya ahí había abogado por un Ejecutivo progresista ,“que es un Gobierno socialista”, aunque “no en solitario”, y ha advertido de que para ser progresista “no hace falta que nos lo digan otros”.

A la pregunta de si se refería a un Ejecutivo en solitario, ha respondido: “No digo en solitario”, pero ha recordado que si ha habido nuevas elecciones es “porque no aceptamos determinadas tesis”.

“Ha habido actores que han bloqueado y por ello es muy importante si van a persistir en esa actitud pese a los resultados” electorales, ha dicho.

El ministro de Fomento en funciones ha reconocido que en Ferraz (la sede socialista) sabían que eran unas elecciones “muy complicadas” y que el “reto era muy grande en una campaña que ha sido todos contra el PSOE”.

Ha descartado “totalmente” la posibilidad de nuevos comicios porque “sería un colapso institucional” y ha dicho que el PSOE mantiene su compromiso de intentar que haya una investidura “lo más rápido posible”, ya que “el país lo necesita”.

A su juicio, que su partido haya mantenido el mismo porcentaje pese a perder tres escaños “ha supuesto un gran esfuerzo” y ha incidido en que quienes han protagonizado el bloqueo han sido los que han recibido “la peor parte”, al ser “devorados por la extrema derecha”.

Los que gritaban "con Iglesias, sí" buscaban hacerse pasar por militantes socialistas

Además, ha apuntado que hay un partido (Ciudadanos), que “prácticamente ha desaparecido”, a pesar de que “llegó a tener la llave de la gobernabilidad”, y ha señalado que “allá donde pactó y se subordinó al PP ha desaparecido”.

Ábalos ha subrayado que el PP “ni de lejos” ha llegado a los 100 escaños que pretendía y ha apuntado que después de los resultados “tiene un acompañamiento muy incómodo”, el de Vox, que ha crecido “exponencialmente” y que puede acabar “devorando a la democracia”, ha manifestado.

En el turno de preguntas, Ábalos ha descartado que los que gritaron “con Iglesias, sí” fuesen simpatizantes socialistas: ”¿Cómo sabe que eran afiliados nuestros?, le ha repreguntado a una periodista. Yo he leído que eran simpatizantes de Podemos. No puede ser que contribuyan a que usted saque la conclusión que no es. Buscaban hacerse pasar por militantes socialistas para que me hiciera esa pregunta”, ha señalado.

Photo gallery Las imágenes de la noche del 10-N See Gallery

HEINEKEN PARA EL HUFFPOST