NOTICIAS
26/07/2021 05:18 CEST | Actualizado 26/07/2021 05:31 CEST

Andrea Benítez no se clasifica pero hace historia en los Juegos Olímpicos

La española se ha convertido este lunes en la primera mujer en competir en unos Juegos Olímpicos en skateboarding.

EFE/ Juan Ignacio Roncoroni
Andrea Benítez durante las rondas preliminares del street femenino de skateboarding en los Juegos Olímpicos 2020.

Andrea Benítez no ha conseguido clasificarse pero, aún así, ya ha hecho historia. La española se ha convertido este lunes en la primera mujer en competir en unos Juegos Olímpicos en skateboarding. 

La algecireña, que era la primera reserva de la competición y acudió a Tokio a última hora para sustituir a la neerlandesa Candy Jacobs, baja por coronavirus, se divirtió en el Parque Deportivo Urbano de Ariake y completó una meritoria actuación.

Así, no falló en ninguna de sus dos bajadas, que cerró con sendas puntuaciones de 1,94 y 1,81, y acertó en tres de los cinco trucos que intentó, con 1,51 y 0,70 como mejores marcas. De esta forma, sumando los cuatro valores logró un total de 5,96 puntos en la modalidad de street, marca insuficiente para meterse entre las ocho finalistas que pelearán por las medallas. 

“Ha pasado algo gracioso: se hizo un sorteo para ver en qué orden se salía en el campeonato. Y decía: ‘Ya verás que me va a tocar la última o la primera’. Y ahora, con la suerte que tengo y me ha tocado la primera, entonces he sido la primera mujer de la historia en patinar unos Juegos Olímpicos. ¡Qué guay!”, ha reconocido Benítez para Olympics.com justo después de competir.

“Estaba en Dinamarca cuando me llamaron y me dijeron ’Hay una baja, vete para España que te vas para Tokio. Y fue todo súper rápido. Llegué aquí [Tokio] ayer, literal, y he tenido menos práctica que las demás. Eso ha sido más complicado y me ha dificultado el campeonato”, ha remarcado.

El descanso, o más bien la falta de él, también ha influido. “Estaba muy nerviosa la noche anterior. No he dormido apenas casi nada: entre jetlag y los nervios casi que no he dormido. Pero una vez estaba aquí, como estoy tan contenta, ya no estaba tan nerviosa. Simplemente he disfrutado un montón y me lo he pasado muy bien”.

Y eso, precisamente, es lo que han remarcado muchos de los espectadores. Su actitud y su sonrisa durante la competición han conquistado al público, que así lo han plasmado en las redes sociales.