Britney Spears pide perdón por fingir que estaba bien cuando vivía un calvario

“Lo hacía por orgullo y porque estaba avergonzada".
La cantante Britney Spears en un evento en Las Vegas en octubre de 2018.
Ethan Miller via Getty Images
La cantante Britney Spears en un evento en Las Vegas en octubre de 2018.

El testimonio de Britney Spears ante el juez este miércoles pone los pelos de punta. La cantante, que testificó para intentar poner fin a los 13 años de tutela legal de su padre sobre ella, contó su calvario, desde que es obligada a trabajar sin percibir el dinero que gana por ello, hasta que la medicaban con litio o que no le permiten ir al médico a retirarse un DIU para que no tenga más hijos.

Las palabras de la cantante han resonado en todo el mundo e igual eco está alcanzando la publicación que ha realizado este jueves en su cuenta de Instagram.

En ella ha compartido una imagen con una cita de Albert Einstein —“Si quieres que tus hijos sean inteligentes, léeles cuentos de hadas. Si quieres que sean más inteligentes todavía, léeles más cuentos de hadas”— y un “pequeño secreto”.

“Creo que todos queremos una vida de cuento de hadas y por el modo en el que he publicado... mi vida parece ser muy maravillosa [...] Ese era uno de los mejores rasgos de mi madre: no importaba lo malo que hubiera sido un día, por mi bien y el de mis hermanos ella fingía que todo estaba bien. Cuento esto porque no quiero que la gente piense que mi vida es perfecta porque NO LO ES EN ABSOLUTO”, asegura la estrella internacional.

Spears, de 39 años, se disculpa “por haber fingido que estaba bien en los dos últimos años”: “Lo hacía por orgullo y porque estaba avergonzada de compartir lo que me estaba pasando”.

La artista asegura que, de hecho, fingir que estaba bien realmente la ayudó: “He decidido publicar esta cita hoy por si estás pasando por un infierno. Siento que Instagram me ayudó a tener un lugar guay en el que compartir mi presencia y sentir simplemente que importo, a pesar de lo que estaba pasando. Funcionó, así que he decidido empezar a leer más cuentos de hadas”.

Casi 1.200.000 de me gustas en nueve horas y más de 75.000 han arropado a la cantante.

El espejismo de sus redes sociales

Pese a que en los últimos años Britney Spears camufló en sus redes sociales lo que de verdad estaba viviendo, en este tiempo muchos de sus fans, que sospechaban su calvario, se han dedicado a buscar pistas de su verdadero sentir en sus publicaciones.

Así, como recoge Indy100, han analizado hasta la extenuación vídeos de sus bailes o sus atuendos. Sonado fue este clip, en el que algunos seguidores le preguntaron si había estado llorando.

Incluso mucho se habló de una imagen que colgó de un cielo y un mar teñidos de rojo por la luz de un sol del mismo color. Inmediatamente muchos lo interpretaron como un “código rojo” y que estaba pidiendo ayuda.

La reacción de su padre

Tras la declaración de la cantante, su padre se limitó a realizar esta declaración a través de su equipo legal: “El señor Spears ama a su hija y la extraña mucho”.

En diciembre del año pasado, cuando la artista solicitó que dejara de ser su tutor, éste señaló: “Cuando un miembro de la familia necesita cuidados especiales y protección, las familias deben dar un paso al frente, como lo he hecho yo durante los últimos 12 años [...] Tengo y seguiré brindando un amor inquebrantable y una protección feroz contra aquellos con intereses egoístas y aquellos que buscan dañarla a ella o a mi familia”.

Julio de 1999

Britney Spears: evolución