INTERNACIONAL
02/06/2021 18:11 CEST

Buckingham vetó a las minorías étnicas en altos cargos de la casa real

La reina ha permanecido exenta de las leyes de igualdad más de cuatro décadas, según 'The Guardian'.

STEVE PARSONS via Getty Images
La reina Isabel II. 

Se reaviva el debate sobre el racismo en la casa real británica. Según una investigación publicada este martes por The Guardian, los “inmigrantes de color o extranjeros” no podían desempeñar funciones en los altos cargos del Buckingham Palace hasta, al menos, la década de1960.  

Ya en marzo, la casa real británica se vio envuelta en una crisis después de que Meghan y Enrique contasen a Oprah Winfrey que un miembro de su familia preguntó cómo de oscuro sería su hijo. 

La investigación que ha publicado el periódico inglés también señala que se negociaron cláusulas abusivas en las que se exime a la reina Isabel II y su familia de las leyes que penan la discriminación sexual o racial.  En 1968, el director financiero informó de que, en cambio, se podría nombrar a inmigrantes de color o extranjeros como sirvientes domésticos. 

En los 60, los ministros intentaron aprobar leyes en contra de la discriminación racial en el trabajo pero la reina ha permanecido exenta de estas leyes más de cuatro décadas. 

El Palacio de Buckingham no ha negado estos hechos. En un comunicado ha señalado que la monarca tiene un proceso separado para las quejas relacionadas con la discriminación. De momento, la familia real no ha contestado a las preguntas de The Guardian.

NUEVOS TIEMPOS