VIRALES
19/05/2019 11:46 CEST | Actualizado 19/05/2019 12:27 CEST

Cañita Brava reaparece: estas son sus reflexiones a sus 73 años

Entrevista al entrañable personaje televisivo que protagoniza una campaña de una marca de whisky.

GTRES

Cañita Brava (Las Jubias, A Coruña; 1946) es uno de los rostros televisivos más famosos de España. Cantante, actor y uno de los máximos exponentes de lo que muchos llaman “friki”. Saltó a la fama en los años 90 y ahora vuelve a estar de moda gracias una campaña publicitaria de la marca de whisky J&B. 

Pero Manuel González Savín, su nombre real, es mucho más que eso. Cañita se empezó a hacer un nombre a base de esfuerzo y de kilómetros, recorriendo pueblos y ciudades a lo largo de toda la geografía española, donde ha llegado a actuar para miles de personas.

“Algunos veranos hice hasta 70 fechas sin parar. La gente me decía ‘Cañita, qué grande eres’. Me gustaba mucho actuar en verbenas, había 8.000 personas acompañándome, un grupo completo, dos gogós y una chica bailando alrededor de Cañita. Fue un éxito, todos saltaban y la gente me gritaba: ’Presidente, presidente y Cañita, capullo queremos un hijo tuyo”, explica en una entrevista a ElHuffPost.  

Ha estado en los programas de televisión más famosos de aquella década —como El Semáforo y Crónicas Marcianas— de los que guarda un grato recuerdo.

“Aquellos tiempos fueron maravillosos. Cañita cantó. El jefe, Chicho Ibáñez Serrador, cometió un error, metió un fulano de Lalín que hacía ópera. No cantaba, hacía ‘ah, ah, ah’ y a mí no me se escuchaba mucho”, cuenta de sus tiempos en El Semáforo. De Crónicas Marcianas recuerda a Javier Cárdenas, del que dice que “fue el que realmente me fichó y no Javier Sardá”. 

También estuvo en laSexta, en Sabías a lo que venías, un programa que presentó Santiago Segura allá por 2007, tras el nacimiento de la cadena. “Me acuerdo cuando hice el programa de Santiago Segura, era el profesor de la Academia y estaba Leonardo Sandé [Dantés]. Estaba Barragán. Barragán no. El otro. Ya no me acuerdo”, explica Cañita. 

La gente me gritaba: ’¡Presidente, presidente! y ¡Cañita, capullo queremos un hijo tuyo!”Cañita Brava

Sobre aquella época afirma: “Tengo recuerdos. Y cuando hice de presentador lo hice formidable. Decía ‘a este le doy un nueve’. Empezaron a cantar tres y él ganaba y decía ‘esto es una trampa’. De trampa nada. Aquí le doy un 9 o un 10. Y sé dónde vives tú. Tú vives en Extremadura o Badajoz y me dice él: ‘Pues sí, es verdad Cañita, que vivo en Extremadura’. Ves cómo yo acierto. Callaba la boca. Yo estoy de presentador y si no mando callar”. 

Pero aún hay más. Ha compartido espacio con Concha Velasco —en Tiempo al tiempo, con José Ángel de la Casa —en La2—, con Jordi González —en Telecinco—, en laSexta con Santiago Segura y en casi todas las autonómicas: TV3, la televisión gallega, la de Cantabria, Canal Sur y la tele vasca. 

Torrente y las 6.000 pesetas de Whisky

Si hay una frase que esté ligada a la figura de Cañita Brava es la que dijo en la primera entrega de Torrente, en 1998. Nunca un “me debes 6.000 pesetas de Whisky” dio tanta gloria a una persona. 

Ahora, la marca de whisky J&B ha querido rendir homenaje a Cañita y “saldar” la deuda de las 6.000 pesetas. 

“Cuando yo le decía a Santiago en la tercera, ‘Torrente me debes 36 euros’, que el dinero no me llueve de los árboles. Cuánto te tengo que pagar, para que veas que soy bueno, en vez de cobrar los 36 euros te hago un descuento. Un 10%, qué te parece, 32 euros. Y salta Santiago: ’Vamos Toñito”, recuerda de la tercera entrega de Torrente. 

Cañita tiene una memoria prodigiosa y es capaz de recordar canciones completas de todo tipo, diálogos enteros de sus papeles en el cine y hasta conversaciones con personajes concretos: “Tengo muy buena memoria, como me dijeron una vez: ’tú tienes un electrónico en la cabeza”.  

El gallego es una persona optimista por naturaleza. ¿Estará en un hipotético Torrente 6? Él cree que sí: “Hay que tener fe. Como decía Van Gaal hay que ser siempre positivo y nunca negativo”. 

Aprendamos de Cañita.