POLÍTICA
04/10/2021 15:52 CEST | Actualizado 04/10/2021 20:06 CEST

Puigdemont: "Es el momento de decirle a España basta"

La Justicia italiana ha suspendido la causa de su extradición hasta que no se pronuncie Europa.

“Cuatro años después, es el momento de decirle a España basta, ya basta, ya es hora de parar un camino que no le da ningún resultado”. Más contundente que otras veces, Carles Puigdemont ha lanzado un mensaje muy duro contra el Estado en una hora de prensa después de que el Tribunal de Apelación de Sassari haya suspendido la causa de su extradición a España hasta que se pronuncie la Justicia europea.

El expresidente catalán, acompañado de su equipo legal ha señalado que “ni en las jurisdicciones alemana, belga ni italiana España ha obtenido ninguna de sus aspiraciones políticas y digo políticas porque España utiliza el Poder Judicial para sus objetivos políticos”. “Basta de seguir un camino que no le ha dado ningún resultado positivo, un camino que dificulta una resolución política de un conflicto político”.

“Claro que queremos regresar a España, pero como personas libres, y hoy estamos más cerca de lo que estábamos hace 15 días. No por el mero paso del tiempo, sino porque otra jurisdicción ha avalado nuestra posición y tampoco solo por eso, sino porque vemos que hay documentación diciendo que somos presos políticos”, ha reconocido ya en castellano en la última parte de su intervención.

En su comparecencia se ha reconocido “tranquilo, porque sabía que iba a pasar esto”, pero también “indignado” por lo que considera persecución española contra él y sus compañeros Toni Comín y Clara Ponsatí. Antes, simplemente se declaró ”‘molto’ contento” a su salida de la sala donde ha declarado durante más de dos horas este lunes. 

Claro que queremos regresar a España, pero como personas libres, y hoy estamos más cerca que hace 15 díasCarles Puigdemont

Su primer mensaje llegó en Twitter: “De una sala de audiencia que lleva este nombre ―Giovanni Falcone― sólo podía salir una decisión justa. Esta tarde podré seguir el pleno del Parlamento Europeo de manera telemática desde l’Alguer, porque la justicia sarda ha suspendido el procedimiento de extradición”. 

Durante su ataque a España, Puigdemont ha llegado a comparar su caso con los GAL y ETA. ”¿Harán como en la época en la que el Estado español estaba involucrado en la guerra sucia de los GAL, que financiaba la guerra criminal contra ETA? ¿Utilizarán esta vía? No me sorprendería que lo hicieran el señor Casado y el señor Sánchez”, ha planteado el europarlamentario.

Puigdemont ha salido a las 15.05 horas del edificio, donde ha entrado poco antes de las 11h para declarar, y ha saludado a las personas que se habían concentrado para mostrarle su apoyo al grito de ‘Independencia’ y ‘Libertad’.

El expresidente catalán ha salido acompañado de su abogado, Gonzalo Boye, ha saludado a los exconsellers Toni Comín y Clara Ponsatí, y ha estado rodeado de personas de su confianza como el jefe de su oficina, Josep Lluís Alay, y su amigo Jami Matamala. Posteriormente, ha subido a un coche para irse y está previsto que la tarde de este lunes comparezca en rueda de prensa con Boye, el abogado italiano, Agostinangelo Marras, y Alay.

Boye, que suele comentar de forma llamativa las decisiones judiciales sobre su defendido, dejó otro tuit con una única palabra ‘Giustizia’ nada más conocer que se suspendía temporalmente la causa contra Puigdemont.

Esta vez sí hemos estado en un Palacio de Justicia y sí se ha hecho JusticiaGonzalo Boye, abogado de Puigdemont

En la rueda de prensa posterior, el abogado ha apuntado que “es absolutamente necesario que se resuelvan las cuestiones prejudiciales antes de saber si se dictamina una orden de extradición”. “Nosotros veíamos un problema de competencia y el Tribunal Supremo ha ido variando la justificación de su competencia a lo largo del proceso”.

“La resolución de hoy es lo que se espera de una resolución europea, escueta y tremendamente técnica y en ella ha primado el derecho de la Unión y no la intencionalidad política de quien la redacta. Esta vez sí hemos estado en un Palacio de Justicia y sí se ha hecho Justicia”, ha rematado Gonzalo Boye.

Aragonès: “Os queremos en casa”

Otro de los que se ha alegrado por la decisión de la corte italiana ha sido el presidente catalán, Pere Aragonès, que ha señalado que la justicia en Europa se posiciona “una vez más contra la represión del Estado”.

En su pronunciamiento a través de su perfil de Twitter, Aragonés ha insistido en que la “persecuación judicial solamente se parará con amnistía y autodeterminación”. Además, ha concluido con su deseo para todos los “represaliados” para que queden “libres y en casa”.

“Contento por el presidente Puigdemont, evidentemente esta es una lucha larga que todavía queda. Pero es solo una batalla. Para ganar completamente es absolutamente necesaria una amnistía que permita el libre retorno de los exiliados”, ha reivindicado después Aragonès ante los medios.

ESPECIAL PUBLICIDAD