INTERNACIONAL
20/07/2021 07:59 CEST | Actualizado 20/07/2021 08:09 CEST

China califica de "infundadas" las acusaciones de los ciberataques

Pekín publica un comunicado alegando que no existen hechos ni pruebas, sino especulaciones.

NICOLAS ASFOURI via AFP via Getty Images
Prince, integrante del grupo de hackers Red Hacker Alliance

China ha calificado de “infundadas” las acusaciones de varios países e instituciones internacionales, como la Unión Europea y la OTAN, sobre la presunta vinculación del país asiático con el ciberataque global contra Microsoft. Una intrusión digital que afectó a unos 250.000 sistemas informáticos en todo el mundo, el pasado mes de marzo.

En este sentido, Pekín se ha pronunciado a través de un comunicado publicado en la página web la embajada de China ante la UE, alegando que las acusaciones son meras especulaciones.

Las acusaciones en los comunicados de la UE y la OTAN no se basan en hechos ni pruebas, sino en especulaciónComunicado de la embajada de China en la UE

“Las acusaciones en los comunicados de la UE y la OTAN no se basan en hechos ni pruebas, sino en especulación y acusaciones infundadas. Nos oponemos firmemente y no aprobamos de ninguna manera estas declaraciones”, ha asegurado en el texto.

Sin embargo, el comunicado de la delegación china en Bruselas no se ha referido concretamente a Estados Unidos, Reino Unido o Japón. Sí se han pronunciado directamente las embajadas chinas de Australia, Nueva Zelanda y Canadá, los otros países que se manifestaron en el mismo sentido que sus aliados.

El ciberataque de marzo afectó a hasta 250.000 sistemas informáticos en todo el planeta, entre ellos la Autoridad Bancaria Europea, el Parlamento noruego y la Comisión del Mercado Financiero de Chile. Al presentar las acusaciones este lunes, los países e instituciones involucradas han evitado imponer inmediatamente sanciones al país asiático por ello.

Críticas a Canadá, Australia y Nueva Zelanda

Según la embajada en Camberra, Australia “sigue los pasos y repite como un loro la retórica estadounidense”, y considera al país oceánico “cómplice de actividades de escucha bajo el marco de la Alianza de los Cinco Ojos”.

“Lo que el gobierno australiano ha hecho es extremadamente hipócrita, como un ladrón gritando ‘¡al ladrón!’”, ha recogido el texto de la delegación china en Australia. En términos similares se ha expresado la misión china en Nueva Zelanda, a la que se añade que se trata de una acusación “irresponsable” y por la que se ha presentado una queja formal ante las autoridades.

La Embajada de China en Canadá ha considerado que las acusaciones “vienen de la nada y son difamación maliciosa”. Asimismo, China ha argumentado en varios de estos comunicados ser también “víctima de ciberataques” y abogó por acabar con ellos “según la ley”.

Pekín describe a EEUU como “el mayor ‘Matrix’ del mundo”

Los textos de las delegaciones chinas han incidido en lo que calificaron de “hipocresía” por parte de los países acusadores, ya que -según la fuente-, ellos mismos han participado en actividades de espionaje a gran escala, y señaló en particular a Estados Unidos, al que consideró “el mayor ‘Matrix’ del mundo”.

Washington aseguró en un comunicado que el Ministerio de Seguridad Pública de China, el principal órgano policial y de inteligencia del país, “contrata” a “piratas informáticos criminales” para llevar a cabo “operaciones cibernéticas no permitidas a nivel global”.

Se trata de la última de las desavenencias entre Washington y Pekín, cuyas relaciones comenzaron a deteriorarse en particular desde marzo de 2018, cuando el expresidente estadounidense Donald Trump comenzó una guerra comercial con la potencia asiática que se extendió después a otros ámbitos, como el tecnológico o el diplomático.

Photo gallery La persecución de la etnia uigur en China See Gallery