TENDENCIAS
20/08/2019 18:29 CEST

¿Conejo o cuervo? La ilusión óptica que divide a Twitter

¿Y tú qué ves?

¿Te acuerdas del vestido azul o blanco que dividía las redes sociales en 2015? Este 2019 tiene otro nuevo efecto óptico viral, aunque esta vez el protagonista es un animal. Lo que no tienen muy claro los usuarios de Twitter es qué especie es.

El usuario de la red social Dan Quintana ha compartido una imagen de su conejo con el mensaje: “A los conejos les encanta que les aprietes la nariz”. 

El vídeo acumula más de 30.500 me gusta y ha despertado todo un debate entre los usuarios de la red social. ¿Es un conejo o un cuervo?

“No sé. El pico parece demasiado curvado para un cuervo. Pero si es así, ¡definitivamente me encantaría tener un cuervo como ese!”.

“Esto me dejó alucinado... ¿Está acariciando a un conejo o un cuervo?”

“No lo entiendo. ¿Es un conejo o un cuervo?”

“Tuve que mirarlo dos veces para ver que es un conejo y no un cuervo”.

“Es un conejo apretado por la nariz o una urraca a la que le rascan la cabeza porque...”

“Eso no es un conejo, de hecho es un córvido. Observe la membrana nictitante cuando parpadea. En lugar de moverse hacia arriba y hacia abajo, se extiende horizontalmente a través del ojo como un limpiaparabrisas y es translúcida”.

“Primero vi un cuervo, pero definitivamente es un conejo”.

La respuesta a la incógnita de qué animal es radica en cómo el material se volvió viral. El vídeo fue publicado originalmente en el sitio web de imágenes Imgur por un usuario llamado HorseonaBike con una aparente referencia a una línea del poema de Edgar Allan Poe El Cuervo. 

Imgur luego tuiteó el vídeo con la leyenda: “Creo que pasa algo con tu conejo”. Dan Quintana, investigador en psiquiatría biológica de la Universidad de Oslo, se hizo eco del comentario cuando volvió a compartir el clip, lo que provocó el debate que continúa retumbando en línea.

Quintana le explicó a la edición estadounidense del HuffPost que se vio obligado a compartir el vídeo porque “la ilusión óptica del pájaro / conejo (abajo) es bien conocida dentro de la psicología y la filosofía”. 

“Pensé que estaba bastante claro que el vídeo era de un pájaro (a diferencia de la imagen original, que está diseñada para ser ambigua), ya que se puede ver la membrana nictitante translúcida que se extiende horizontalmente por el ojo (los conejos no tienen membranas como esta) y la posición de las ‘orejas’ es un poco extraña”, explicó.

“Por ello, hice el comentario del conejo para convencer a la gente de que era un conejo, para darle una oportunidad de debatir, por así decirlo, en esta recreación de la ilusión original”, agregó.

 “Me gusta’ si ves un conejo, retuit si ves un pato. ¿Cuál ves?”

“Mencioné la nariz en el texto del tuit, ya que las ‘orejas’ y los ojos eran los atributos para saber que este conejo era un pájaro. Cuando solo ves el pico en tu visión periférica, realmente parece que son orejas. Sin esta señal engañosa, pensé que la mayoría de la gente habría visto un pájaro”, añadió.

A Quintana, cuya investigación se centra en “cómo el contexto y la atención pueden influir en lo que percibimos en el mundo”, le resulta fascinante el hecho de que “al dar a entender a la gente que era un conejo podía influirles para que lo vieran realmente (o les hiciera dudar al menos)”. 

“Por supuesto que un tuit como este nada tiene que ver con un riguroso experimento de laboratorio, pero aun así es interesante”, agregó Quintana.

Este artículo fue publicado originalmente en el ‘HuffPost’ Estados Unidos y ha sido traducido del inglés.

Photo gallery Efectos ópticos sexuales See Gallery