NOTICIAS
16/08/2021 13:41 CEST | Actualizado 16/08/2021 15:44 CEST

Un accidente en un hotel y el ruido de pirotecnia crean alarma en Barcelona

No constan heridos graves ni daños estructurales en el edificio.

Europa Press
Rambla.

Un accidente que ha sufrido esta mañana el cliente de un hotel situado junto a la Rambla de Barcelona en el momento en que se usaba pirotecnia en la calle por unas fiestas del barrio ha creado confusión y alarma, al creer algunos empleados del establecimiento que se había producido una explosión en el mismo.

Así lo ha explicado a Catalunya Ràdio el teniente de alcalde de Prevención y Seguridad del Ayuntamiento de Barcelona, Albert Batlle, que tras visitar el hotel Petit Palace ha indicado que “dos acciones sin relación entre ellas han coincidido en el tiempo” y han generado la “psicosis” de que se podía haber producido alguna explosión en el establecimiento.

Según Batlle, varios trabajadores han visto salir con sangre en el pecho y en el brazo a un cliente, que al parecer se habría herido al romperse una mampara del baño de su habitación, lo que ha coincidido con unas detonaciones por el lanzamiento de pirotecnia durante una fiesta popular en la cercana plaza del Pi.

“Se ha mezclado todo y alguien ha podido tener la impresión de que había sido una cosa que había ido a más”, ha zanjado Albert Batlle.

La creencia de que se podía haber producido una deflagración en el hotel ha llevado a establecer este mediodía un amplio dispositivo policial y de emergencias alrededor del citado hotel, situado en la calle de la Boquería y cercano a la Rambla, en la víspera de cumplirse cuatro años de los atentados yihadistas de Barcelona y Cambrils (Tarragna), que causaron 16 muertos y más de 140 heridos.

Hasta el lugar de los hechos se han desplazado diez unidades de los Mossos, varios efectivos de la Guardia Urbana, siete dotaciones de los Bomberos de Barcelona así como ambulancias del Sistema de Emergencias Médicas (SEM), y la zona ha sido acordonada.

Poco después de inspeccionar el lugar y hablar con los responsables y empleados del hotel, los Mossos han descartado que se hubiera producido ningún atentado terrorista, y han apuntado como “principal hipótesis” de la incidencia al uso de pirotecnia en la calle.