NOTICIAS
13/07/2021 10:39 CEST | Actualizado 13/07/2021 12:23 CEST

EEUU rechaza la propuesta de una tercera dosis de refuerzo de Pfizer

La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) defiende que no es necesaria de momento y esperará a que haya más investigaciones al respecto.

JACK GUEZ via AFP via Getty Images
Una profesional sanitaria israelí prepara una inyección con la vacuna de Pfizer

Portazo, de momento, a la petición de Pfizer de suministrar una tercera dosis de su vacuna. La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) de Estados Unidos y el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) consideran que por ahora no es necesario poner una inyección de refuerzo a los vacunados con el suero de esta compañía.

Se trata de la respuesta a la solicitud de la firma estadounidense con la intención de hacer más efectiva la vacuna. La FDA y el CDC han argumentado que prefieren esperar a que se realicen más estudios al respecto para tomar una decisión final. La decisión final sobre las vacunas de refuerzo también dependerá de la información real que se obtenga de pacientes por parte del CDC estadounidense.

La FDA y el CDC han publicado una declaración conjunta en la que precisaron que no se necesitaba ese refuerzo. Ambos organismos han especificado que se precisan más datos, y posiblemente varios meses más de investigación y análisis, antes de que los reguladores puedan determinar si se necesitarán las inyecciones de refuerzo.

Con todo, Representantes de Pfizer habían presentado a las autoridades sanitarias estadounidenses algunos informes preliminares sobre la vacuna que comercializan y la necesidad de una tercera inyección para quienes hayan sido inoculados con ella.

Israel y Francia suministrarán la tercera

La decisión de dichos organismos ha tenido lugar el mismo día en que Israel ha comenzado a administrar terceras dosis de la vacuna Pfizer a pacientes trasplantados de corazón y a otras personas con problemas inmunológicos. De hecho, el estudio realizado por la compañía que le ha llevado a formular esta petición recopila muchos datos recabados en Israel.

Sin embargo, Pfizer está recopilando información sobre las respuestas de los anticuerpos en aquellos pacientes que reciben una tercera dosis de la vacuna y espera enviar, al menos parte de esos informes, a la FDA las próximas semanas para lograr una autorización del uso de una tercera inyección.

En las últimas horas, Francia también se ha sumado a la decisión. Emmanuel Macron ha anunciado que “desde el inicio del curso escolar se pondrá en marcha una campaña para que las personas vacunadas en diciembre y enero reciban una nueva inyección”. Además, también sigue los pasos de Italia y Grecia y ha anunciado que el personal sanitario y quienes trabajen con personas en riesgo tendrán la obligación de vacunarse antes del 15 de septiembre

ESPECIAL PUBLICIDAD