TENDENCIAS
04/10/2019 17:41 CEST | Actualizado 04/10/2019 17:48 CEST

El actor James Franco, denunciado por acoso sexual por dos antiguas alumnas de su escuela

Franco ya fue denunciado por presunto comportamiento sexual indebido en 2018.

Le HuffPost

El actor, productor y director James Franco ha sido denunciado por dos mujeres por un presunto delito de acoso sexual. En su escrito, ambas le acusan de dirigir una escuela de cine donde las aspirantes a actrices habrían sido engañadas para rodar desnudas o filmar escenas de sexo explícitas.

La demanda, presentada en el Tribunal Superior del Condado de Los Ángeles, se dirige contra el actor de 41 años, nominado al Oscar, ganador de dos Globos de Oro y actual protagonista de la serie de televisión de HBO “The Deuce”.

Las dos mujeres, las actrices Sarah Tither-Kaplan y Toni Gaal se inscribieron en la escuela de cine “Studio 4” de Franco en 2014 y responsabilizan tanto al reconocido actor como a otros dos asociados de actos de discriminación sexual, acoso sexual, fraude y otras irregularidades.  

“Las oportunidades de empleo para las mujeres supuestamente aumentaban cuando aceptaban actos sexuales, desnudos y presentaciones sexuales y escenas, a menudo en un entorno tipo orgía ”, se recoge en el texto legal. Todas estas acciones llevaron “a un ambiente de acoso y explotación sexual tanto dentro como fuera de las clases”, añade el cuerpo de la demanda.

Ya fue acusado en 2018 por comportamiento sexual indebido

Tither-Kaplan fue una de las cinco mujeres que señalaron al actor por presunto comportamiento sexual indebido en un artículo publicado en enero de 2018 por el diario Los Angeles Times. El propio Franco respondió entonces que esas acusaciones “no eran precisas”.

El abogado de Franco, Michael Plonsker, ha señalado en un comunicado que su cliente no había sido notificado de esta demanda. “James no solo se defenderá por completo, sino que también buscará daños y perjuicios de los demandantes y sus abogados por presentar esta demanda de publicidad publicitaria”, ha manifestado el jurista.

EL HUFFPOST PARA BBVA