INTERNACIONAL
17/02/2020 21:04 CET | Actualizado 18/02/2020 07:54 CET

El asesinato y tortura de una niña de 7 años aumenta la indignación en México por la violencia machista

Se ofrecen más de 100.000 dólares para encontrar al asesino.

Reuters
Varias personas protestan frente al colegio de Fátima Cecilia. 

El brutal asesinato de Fátima Cecilia Aldriguett, una niña de 7 años hallada este fin de semana dentro de una bolsa de basura y son señales de tortura en el sur de la capital, ha conmocionado a México pocos días después de que una mujer fuera descuartizada por su pareja y obliga al Gobierno a adoptar medidas urgentes contra la violencia. 

La pequeña fue secuestrada el pasado 11 de febrero mientras esperaba a su madre, al salir de su colegio en Ciudad de México. Su familia denunció la desaparición y, cuatro días después, su cuerpo fue encontrado en la alcaldía de Tláhuac, en el sur de la capital, dentro de una bolsa de plástico.  

En México mueren asesinadas una decena de mujeres al día en un contexto de cerca de un centenar de homicidios diarios. 

La Fiscalía General de Justicia (FGJ) de la Ciudad de México ha ofrecido este lunes una recompensa de 2 millones de pesos (unos 107.700 dólares) para encontrar al asesino de Fátima Cecilia, una niña de 7 años que desapareció la semana pasada y apareció muerta en un basurero al suroriente de la capital.

“Efecto del modelo neoliberal”

El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador ha calificado estas cifras de “lamentables” y ha atribuido el crimen de la pequeña Fátima a “los problemas sociales, familiares, es una enfermedad social”. 

Aseguró que se debe de atender el fondo del problema “y que haya bienestar del alma y del ser para poder ser felices”.

Achacó este tipo de problemáticas al grado de descomposición social: “Es un efecto del modelo neoliberal, porque los crímenes no solo se resuelven con policías y cárceles o mano dura, tenemos que moralizar” dijo. 

Por su parte, la jefa de gobierno de la capital mexicana, Claudia Sheinbaum, declaró este lunes a través de su cuenta oficial de Twitter que “este crimen no va a quedar impune”.

Expresó que “es indignante, aberrante, doloroso que alguien sea capaz de herir a una niña” y aseguró que tanto la Secretaría de Seguridad Pública como la Fiscalía de la ciudad trabajan “con todas sus energías y personal para encontrar a los culpables y llevarlos ante la justicia”. 

“Ni una más. Ya basta”

Este lunes padres de familia de la escuela donde fue secuestrada la pequeña, se manifestaron con pancartas pegadas en la entrada del recinto en las que se leía “Ni una más. Ya basta”, “Exigimos justicia para Fátima”, entre otras consignas. 

EFE
Habitantes protestan este lunes para pedir justicia tras el asesinato de la pequeña Fátima Cecilia Aldriguett, en la comunidad de Tulyehualco, a las afueras de Ciudad de México (México).

El caso se convirtió en tendencia en las redes sociales, incluso se posicionó la etiqueta #JusticiaParaFátima, mientras que los familiares están planeando movilizaciones para exigir que el caso se esclarezca.

Mientras tanto, la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, ha informado de que agentes de la Policía de Investigación han inspeccionado una vivienda de la alcaldía de Xochimilco.

En dicho lugar, personal de la Coordinación General de Servicios Periciales “recabó los indicios necesarios” y trabajan en los análisis de las muestras de genética para confirmar la identidad de la víctima.

Asimismo, ha matizado que están tomando declaración a los habitantes de la vivienda registrada, así como de testigos, y que hasta el momento cinco personas han declarado ante el Ministerio Público.

“La Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México agota todas las líneas de investigación para sancionar a quien haya tenido participación alguna en este crimen”, afirmó.

El asesinato de Fátima sucede una semana después de la muerte y descuartizamiento de Ingrid Escamilla por parte de su pareja sentimental. El caso causó una ola de indignación que llevó a protestas feminista el pasado viernes y sábado en varios puntos del país.