NOTICIAS
16/07/2019 12:05 CEST

El cerebro de los atentados de Las Ramblas fue confidente del CNI hasta el día anterior al ataque, según 'Público'

Quim Torra y Carles Puigdemont han exigido explicaciones al Gobierno.

El cerebro del atentado de Las Ramblas de Barcelona y Cambrils, Abdelbaki es Satty, fue supuestamente confidente del CNI hasta el día del ataque. Eso es lo que asegura el diario Público en una información exclusiva firmada por Carlos Enrique Bayo.

En el reportaje, se asegura que el imán de Ripoll estuvo en contacto hasta muy poco antes del ataque con un miembro del CNI, que trató de contactar con él por medio de la técnica del “buzón muerto”.

Abdelbaki es Satty se inmoló junto a otro miembro de la célula en un chalet de Alcanar en el que habían estado fabricando bombas y es precisamente ahí donde se encontraron unas notas manuscritas que han servido para recuperar una cuenta de correo electrónico que, según Público, revelaría la vinculación de es Satty con el CNI.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, y el expresidente Carles Puigdemont han exigido al Gobierno explicaciones sobre los atentados del 17 de agosto de 2017 tras la publicación de la información de Público.

En sendos apuntes en Twitter, Torra ha criticado “el silencio impuesto por los partidos del 155” en las investigaciones del atentado de La Rambla de Barcelona y Cambrils (Tarragona), y Puigdemont ha asegurado que dichos partidos se pusieron de acuerdo para bloquear la investigación.

“Es un escándalo gravísimo. Exigimos explicaciones al Gobierno español y que se asuman las más altas responsabilidades”, ha reclamado Torra, que ha apuntado que las víctimas y la ciudadanía merecen respeto e información.

Por su parte, Puigdemont ha asegurado que urgen explicaciones y ha acusado al PSOE: ”¿Es el ‘no es no’ del PSOE a Catalunya lo que les hace cerrar filas y tapar el escándalo?”, se ha preguntado.

También el líder de JxCat en el Ayuntamiento de Barcelona, Quim Forn -que cuando sucedió el atentado era conseller de Interior-, ha exigido una investigación a fondo para “depurar responsabilidades políticas”.

Lo ha apuntado también en una publicación de Twitter, donde además ha pedido mirar responsabilidades en los medios de comunicación que difundían las tesis del Ministerio del Interior “sin contrastar”.

El CNI ya reconoció contacto con él, en 2014

El CNI ya había confirmado en 2017, sólo unas semanas después de los atentados, que tuvo contactos con el imán de Ripoll, aunque los circunscribió a 2014, la época en la que el cerebro de la célula que atacó en Barcelona y Cambrils estaba en prisión en Castellón en 2014.

Fuentes oficiales del CNI admitieron en noviembre de 2017 que mantuvo esos contactos al igual que lo tuvieron otros Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, dentro de los protocolos habituales de actuación. El imán estaba cumpliendo una condena en la prisión de Castellón en 2014 por delitos relacionados con el narcotráfico y entonces se le relacionó con posibles vínculos con yihadistas.

Por ello, los servicios secretos entraron en contacto con él, que entró en la cárcel de Castellón en 2010 y la abandonó en 2014. Sin embargo, las mismas fuentes de los servicios secretos no añadieron ningún detalle más.

Photo gallery Atropello masivo en Las Ramblas de Barcelona See Gallery