INTERNACIONAL
05/09/2018 10:58 CEST | Actualizado 05/09/2018 12:26 CEST

El conservador alemán Manfred Weber se postula oficialmente para sustituir a Juncker al frente de la Comisión

REUTERS
Imagen de archivo del político alemán Manfred Weber.

El político alemán de centroderecha Manfred Weber (CSU), actual presidente del grupo popular europeo (PPE) en la Eurocámara, anunció hoy que se presentará a la terna interna de su familia política, la más numerosa en la Unión Europea, para ser el nuevo presidente de la Comisión Europea (CE).

Tras semanas de rumores, y tras explicar sus intenciones a sus colegas de grupo parlamentario del PPE, Weber lo ha anunciado con un mensaje en Twitter:

"Deseo ser el candidato de PPE en las elecciones europeas de 2019 y convertirme en el próximo presidente de la Comisión Europea. Europa necesita un nuevo comienzo y más de democracia", ha dicho en su red social.

Los líderes del PPE (derecha), la familia política con más representantes en las instituciones europeas, decidirán el 8 de noviembre en Helsinki su cabeza de lista ('Spitzenkandidat') para las elecciones europeas de finales de mayo.

Tras los pasos de Juncker

En 2014, el luxemburgués Jean-Claude Juncker se convirtió en el primer titular del ejecutivo comunitario que hizo campaña como 'Spitzenkandidat', después de conseguir la aprobación de los mandatarios del bloque.

Según la normativa europea, el Consejo Europeo, que reúne a los mandatarios, debe proponer el sucesor de Juncker teniendo en cuenta los resultados de los comicios europeos y la Eurocámara deberá aprobarlo.

Los eurodiputados indicaron que solo darán el sí a un candidato que se haya presentado como 'Spitzenkandidat', pero el Consejo Europeo ya advirtió que la elección del futuro presidente de la Comisión no se hará únicamente entre el grupo de cabezas de lista.

El resto de familias políticas europeas, como los socialdemócratas, los liberales o los verdes, se preparan también para la cita electoral, que llega en un momento de auge de movimientos euroescépticos y de ultraderecha en el bloque.

"Europa se encuentra en un punto de inflexión. Las elecciones europeas de 2019 decidirán el futuro de la UE. (...) Se trata de la supervivencia de nuestro estilo de vida europeo", tuiteó Weber, de 46 años.

Según la prensa alemana, Angela Merkel, de la Unión Demócrata Cristiana (CDU), aliada de la CSU en su país, preferiría ver a un alemán a la cabeza de la Comisión Europea, en lugar de optar por la presidencia del Banco Central Europeo (BCE).

ESPECIAL PUBLICIDAD