VIRALES
03/12/2020 16:06 CET | Actualizado 03/12/2020 16:14 CET

El despectivo gesto de un diputado del PP a Macarena Olona (Vox): impensable hace unos meses

Guerra abierta entre la formación de Santiago Abascal y la de Pablo Casado.

Los Presupuestos de Cristóbal Montoro han pasado a mejor vida. La Cámara Baja ha dado luz verde este jueves a las cuentas públicas con una mayoría de 188 votos a favor y 153 en contra, y los ha enviado al Senado para su aprobación definitiva. 

La sesión ha sido igual de tensa que de costumbre pero ha sorprendido el intercambio de reproches entre los diputados del Partido Popular y los de Vox, que han tenido varios encontronazos. 

El primero de ellos entre la portavoz de Interior del PP, Ana Vázquez, y el portavoz de Vox en la Comisión Constitucional del Congreso, José María Sánchez García. Y todo porque el de Vox ha firmado que la popular es una “gallega chillona” que “deja en mal lugar a los gallegos” y que forma parte de la “sucesión más dura de doña Cayetana”. 

“Mire si están orgullosos los gallegos de esta diputada que ha sido la más votada de España, conjuntamente con mi compañero Celso Delgado. Lecciones aquí, ni una”, ha respondido ella.

Pero sin duda, el momento de máxima confrontación lo ha protagonizado la diputada de Vox, Macarena Olona, que ha subido a la tribuna a cargar de forma muy contundente contra la formación de Pablo Casado. 

Olona ha afirmado que el PP ha entregado “nuestros derechos y libertades a este Gobierno ‘socialcomunista’ apoyando el Estado de Alarma”. 

“Dijeron sí al blanqueo de ETA porque cuando este grupo parlamentario presentó una proposición de ley que habría permitido su ilegalización ustedes dijeron y votaron: no”, ha afirmado de forma vehemente Olona. Lo que han captado las cámaras del Congreso es que, durante el discurso de la diputada de Vox, Miguel Ángel Castellón Rubio, parlamentario del PP,  ha hecho varios gestos, uno de ellos el que se suele hacer para decir que alguien no está cuerdo. 

Un intercambio de reproches entre los partidos de la derecha que hace unos meses era impensable. De hecho, era impensable hasta el discurso que Pablo Casado lanzó contra Santiago Abascal el día en el que el segundo presentó una moción de censura contra Pedro Sánchez.

Cabe destacar que el PP gobierna en Andalucía y en la Comunidad de Madrid con Ciudadanos gracias al apoyo de la extrema derecha. 

Photo gallery La prensa extranjera sacando los colores a Vox See Gallery

NUEVOS TIEMPOS