ECONOMÍA
19/09/2018 17:22 CEST | Actualizado 19/09/2018 22:28 CEST

El Gobierno suspende un impuesto a la electricidad para bajar el recibo de la luz, pero no toca el IVA

El impuesto a la generación eléctrica fue aprobada por el Gobierno del PP en 2012 y recauda unos 1.700 millones al año.

GTRES
Teresa Ribera, ministra de Transición Ecológica.

El Gobierno suprimirá el impuesto del 7% a la generación eléctrica, aprobado en 2012 por el Gobierno del PP, con el objetivo de reducir de manera inmediata la factura de la luz de los consumidores, según ha anunciado la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera.

Durante su comparecencia en el Congreso de los Diputados, Ribera ha señalado que actuar sobre los precios a través del 7% del impuesto a la generación "es la medida más adecuada y acertada para enviar una señal por parte del Gobierno y aliviar la factura del consumidor en un momento en que no puede ser él quien cargue con el peso".

La ministra ha anunciado esta decisión enmarcada en un paquete de medidas que se abordará por el Ejecutivo en "las próximas semanas" para afrontar esta espiral alcista del precio de la electricidad, entre las que también figuran la garantía de cobertura a los consumidores más vulnerables, mejorando el bono social eléctrico y creando un nuevo bono para calefacción.

Reforma del mercado

Así, Ribera subrayó la "clara voluntad" del Gobierno de abordar con seriedad la reforma estructural del mercado, asegurar señales fiscales coherentes y regular ordenadamente el almacenamiento para avanzar hacia un modelo energético distribuido, limpio, eficiente y digitalizado.

"No podemos seguir improvisando y poniendo parches incompatibles con los objetivos de descarbonización a medio y largo plazo, generando expectativas que no se cumplen y que nos acaban pasando factura", añadió.

ESPECIAL PUBLICIDAD