POLÍTICA
23/06/2019 22:34 CEST

El nuevo 'establishment' madrileño

¿Quiénes manejan ahora el poder en la Villa y Corte?

EFE

Hay un nuevo universo muy particular de Madrid, en el que los jóvenes que iban a tomar copas y bailar en Gabbana, Hoyo 19 y Green se han hecho mayores y van a coger el poder. Muchos son amigos desde la época de Nuevas Generaciones y han compartido confidencias en capeas y fines de semana en la sierra.

Casi todos se criaron bajo las alas de Esperanza Aguirre, iban juntos a las manifestaciones de la AVT y llevaban pancartas en concentraciones contra la política castrista en Cuba. Niños bien que se hicieron con la victoria en las primarias del PP con Pablo Casado a la cabeza y que ahora empiezan a tocar el poder institucional. Las moquetas para el clan de Las Moreras -el restaurante a las afueras de Madrid en el que celebraron su triunfo hace un año ante Soraya Sáenz de Santamaría-.

Y Madrid es su epicentro. Desde el pasado sábado se ha instaurado un nuevo poder en la capital, que tiene en José Luis Martínez-Almeida su máximo exponente. Este ‘aguirrista’ es la foto de ese cambio y dirigirá el Palacio de Cibeles durante los próximos cuatro años -en compañía de Ciudadanos y con el apoyo de la ultraderecha de Vox-.

En esta nueva estructura de poder, junto al alcalde, destaca la figura de Andrea Levy. Ella no viene de esas NNGG madrileñas pero desde que llegó a la capital en 2015 se adaptó muy bien al grupo de Pablo Casado y no dudó ni un momento en apoyarle en esas primarias. Él la incluyó en su dirección y luego accedió a que dejara el Parlament para centrarse directamente en su vida en la capital. Ahora tiene uno de los mejores puestos en el Ayuntamiento: la concejalía de Cultura. Todo un premio para una fanática de la música indie.

En esta nueva cúspide popular hay que tener muy en cuenta a Inmaculada Sanz, que va a ejercer como portavoz del Ayuntamiento -en sustitución de Rita Maestre- y además llevará las delicadas áreas de Seguridad y Emergencias. Es una persona de máxima confianza del nuevo alcalde, como muestra de ello es que fue la encargada de dirigir la campaña de estas locales. Auténtico poder en la sombra y uno de los azotes más duros de Manuela Carmena durante la pasada legislatura. Y, además, conoce todos los entresijos del poder autonómico tras haber sido durante la época de Aguirre directora general de Dependencia y de Relaciones con la Asamblea. Siempre con tono duro y directo, es otro ‘producto’ de Nuevas Generaciones.

AYUNTAMIENTO DE MADRID

Y otro nombre que simboliza ese nuevo-viejo poder del PP: Borja Carabante. Otro joven político, de 44 años, que hizo carrera en la Administración de Aguirre y que tiene una de las carteras más importantes: Medio Ambiente y Movilidad. Traducción: el encargado de desmontar de Madrid Central. Licenciado en Economía por la Universidad Complutense, empezó a hacer carrera en la Comunidad con 28 años como jefe de gabinete en la Consejería de Educación de Luis Peral, luego imputado por el caso Lezo. Ha dado el salto al consistorio ahora después de llevar casi tres años como delegado del Metro de Madrid.

De una generación mayor es una histórica ya de la administración del PP a la que ha llamado Almeida: Engracia Hidalgo. Fue consejera con Aguirre de Hacienda y de Familia y Asuntos Sociales, para luego saltar al Gobierno de Mariano Rajoy, de la mano de Fátima Báñez, como secretaria de Estado de Empleo entre 2011 y 2015. Luego atendería la llamada de Cristina Cifuentes y volvería al Gobierno regional. Será la encargada de las cuentas del consistorio.

Pero en este nuevo esquema del poder madrileño hay que mirar también a Cs, que cogobierna el Ayuntamiento y tiene como figura principal a Begoña Villacís como vicelalcaldesa. Un nuevo equipo que no ha empezado del todo bien y que se ha reorganizado tan solo a una semana del debate de investidura.

Los nombres de Cs... y su primera crisis

Dos nombres ‘naranjas’ van a destacar durante estos cuatro años. Uno es Miguel Ángel Redondo, que llevará Economía, Innovación y Empleo en el consistorio. Cs siempre ha vendido buena gestión para las instituciones y sobre él recaerá mucha presión para ver si cumple la expectativas tras insistir el partido en su currículum en departamentos financieros de empresas privadas. Y el otro puntal será Mariano Fuentes desde Urbanismo.

Pero ese nuevo poder madrileño ya ha tenido una crisis en apenas unos días. En un primer momento Cs nombró a Silvia Saavedra como delegada de Familias, Igualdad y Bienestar Social. Una figura que levantó mucha polémica cuando participó en el debate electoral en Telemadrid, y apenas cuatro días después de su nombramiento Villacís ha decidido relegarla y sustituirla por Pepe Aniorte.

A partir de ahora todos ellos concentran el gran poder capitalino. Y a la espera de que se conforme el nuevo Gobierno regional de Madrid, con PP y Cs cerrando un acuerdo a expensas de Vox -que sigue insistiendo en tener concejalías-.

Y también procede del mismo universo casadiano y del poder Isabel Díaz Ayuso, amiga desde hace décadas de Pablo Casado y a quien apoyó desde un primer momento en las primarias. Ella espera en breve tener el poder en la Puerta del Sol. Y atentos a otro nombre: David Erguido. Persona de la máxima confianza del líder del PP y que ha salido elegido parlamentario autonómico. Es de los auténticos poderes en la sombra del partido y uno de los hombres fuertes para los que se quieran acercar al nuevo establishment surgido tras el 26-M.

Un nuevo escenario, además, en el que PP va a tener su propia aldea gala y que servirá también para recolocar a muchos del partido después del batacazo en las elecciones generales. La Villa y Corte ya tiene a su equipo directivo. Los amigos de Nuevas Generaciones han tomado el poder.

 

Photo gallery Estos son los nuevos alcaldes de España See Gallery

ESPECIAL PUBLICIDAD