NOTICIAS
04/03/2021 20:33 CET | Actualizado 05/03/2021 09:19 CET

El popular infectólogo Oriol Mitjà explica lo que cree que habría que hacer ahora con la infanta Cristina

"Transgrede la misión y principios de la institución".

YOUTUBE
El experto Oriol Mitjà.

Oriol Mitjà, popular infectólogo del hospital Can Ruti, ha asegurado que la infanta Cristina, que se vacunó en Emiratos Árabes junto a su hermana Elena, debería ser destituida de su cargo de presidenta del Instituto de Salud Global de Barcelona.

El experto dice que la razón de ser de ese organismo es “mejorar la equidad en la salud a escala mundial” y denuncia que “no puede presidir el patronato una persona que transgrede la misión y principios de la institución”.

Mitjà ha afirmado que los directivos y todos expertos en Salud Global “no pueden mirar hacia otro lado”. “La distribución de recursos escasos, como la vacuna, requiere criterios de asignación equitativos, justificables y transparentes”, prosigue el especialista, que destaca que “el fin de conseguir un pasaporte sanitario para visitar a un familiar no justifica la priorización en el proceso de vacunación ni es equitativo”.

“La vacunación de Cristina de Borbón, de 55 años, en Abu Dabi quebranta los protocolos de España y también de Emiratos Árabes, donde desde el 7 de Febrero sólo se vacuna a los grupos de riesgo: personas de la tercera edad, personas con enfermedades crónicas y con discapacidad”, zanja.

Las infantas Elena y Cristina han explicado este miércoles que aceptaron vacunarse en Emiratos Árabes Unidos porque se lo ofrecieron con el objetivo de disponer de un “pasaporte sanitario” que les permitiera viajar con regularidad a visitar a su padre, Juan Carlos I, en el país árabe.

Elena de Borbón ha hecho llegar un mensaje a algunos medios ante las críticas recibidas tras publicarse que ambas se inmunizaron en febrero cuando viajaron a Abu Dabi a ver al rey emérito.

“Tanto mi hermana como yo hemos acudido a visitar a nuestro padre y con el objeto de tener un pasaporte sanitario que nos permitiera hacerlo regularmente, se nos ofreció la posibilidad de vacunarnos, a lo que accedimos. De no ser por esta circunstancia, habríamos accedido al turno de vacunación en España cuando nos hubiera correspondido”, ha alegado la hermana mayor de Felipe VI.

La infanta Elena, de 57 años, vive en Madrid, mientras que la infanta Cristina, de 55, tiene su residencia en Ginebra (Suiza), por lo que no están encuadradas por ahora en los colectivos que pueden ser vacunados en España.

Photo gallery La Infanta Cristina, en el Palacio Real See Gallery

PÍLLALO