El PP de Feijóo frena el ascenso de Vox y alcanza al PSOE en intención de voto

El nuevo líder popular da un salto de casi cinco puntos respecto al resultado de Pablo Casado en las generales de 2019, según un sondeo de la SER y 'El País'.
Alberto Nuñez Feijóo, el pasado 7 de abril, en La Moncloa.
Alberto Nuñez Feijóo, el pasado 7 de abril, en La Moncloa.
Europa Press News via Getty Images

El PP remonta con su nuevo presidente, Alberto Núñez Feijóo. Lo constata la encuesta publicada hoy por la Cadena SER y El País, que sostiene que logra frenar el ascenso de la ultraderecha de Vox -juntos rozarían hoy la mayoría absoluta en el Congreso de los Diputados- y alcanza al PSOE en intención de voto. El mapa electoral nacional queda trastocado por el efecto luna de miel, como lo llama el diario.

El barómetro de mayo de 40dB sostiene que PSOE y PP quedan en un empate técnico, prácticamente. Los socialistas estarían ligeramente por delante en votos (26,2% frente a 25,8%), pero los populares los aventajarían en diputados (108 a 106). No es que se detecte un retroceso de los de Pedro Sánchez, que de hecho suben ligeramente, sino que el cambio realmente es el efecto Feijóo. La recuperación de los populares ya se apuntaba en el anterior barómetro de abril y ahora, pasado el Congreso de Sevilla, se consolida por completo, con un enorme avance, 2,7 puntos en un mes. Los populares dan un importante salto de casi cinco puntos si se compara con las elecciones generales de noviembre de 2019.

El barómetro de mayo es el primero del presente año que otorga a la derecha mayoría suficiente para reconquistar el poder, lo que supone otra importante novedad. La suma de PP, Vox y los regionalistas navarros alcanzaría los 174 escaños, a los que se le podrían sumar otros dos de Ciudadanos, que sigue en caída libre.

Si se toma la parte alta de las horquillas de reparto de diputados, los dos partidos de la derecha conquistarían una “confortable mayoría absoluta”, indica el sondeo, aunque Vox pierde casi un punto respecto a la ola anterior. PP y Vox escalan 7,7 puntos, mientras que la izquierda pierde 4,9 (el PSOE se deja 2,1 puntos y Unidas Podemos pierde 2,8). Es el PP el que tira del carro del bloque conservador: en marzo, en lo peor de la crisis interna que ha acabado con Pablo Casado fuera de la formación, el PP retenía al 66% de sus votantes. Con Feijóo, en cambio, esa la fidelidad se eleva al 74%. El PP es quien más diputados incorpora respecto al anterior sondeo, que coincide con el cambio de liderazgo en Génova: pasa de 99 de la entrega de abril a 108 en mayo, mientras que Vox pierde dos.

“La mejoría del PP resulta muy apreciable en los sectores más templados del electorado, los que se autoubican en el centro, el centroderecha e incluso ligeramente en el centroizquierda”, señalan los cálculos de 40dB. En marzo, el PSOE se situaba como primera fuerza entre los votantes que se consideran de centro. Dos meses después, el PP sobrepasa a los socialistas en ese segmento del electorado.

En la izquierda, la suma de la actual coalición de Gobierno se queda en 131 escaños frente a los 155 que tiene ahora en el Congreso. Incorporando a Más País llegaría a los 135. En este sondeo, los socialistas se dejan un escaño por el camino, pero la gran merma en su representación la sufre Unidas Podemos: en mayo registra ocho asientos menos en el Congreso que en abril, con una pérdida de casi dos puntos. Es la mayor caída de los morados desde enero pasado.

El contexto

La encuesta se elaboró entre el 20 y el 25 de abril, cuando Unidas Podemos registró junto con el resto de los socios en el Congreso una comisión de investigación por el supuesto espionaje masivo a través del sistema Pegasus y con el resurgimiento de las discrepancias en la coalición a cuenta de la guerra. En esos días Pedro Sánchez viajó a Kiev para conocer de primera mano las “atrocidades” de la invasión de Ucrania mientras Alberto Núñez Feijóo evitaba la foto con Vox en Castilla y León, se reunía con agentes sociales en Génova y entregaba a la Moncloa su plan con propuestas económicas.

Feijóo y Díaz, los líderes con las cualidades más valoradas

El estudio de 40dB para la SER y El País de mayo también analiza la percepción sobre los líderes de los cuatro partidos que cuentan con más expectativa de voto en las próximas elecciones generales. Los españoles perciben a Pedro Sánchez como el líder más carismático, a Alberto Núñez Feijóo como el más experimentado, destacan la empatía de Yolanda Díaz y la valentía de Santiago Abascal. El ya expresidente de la Xunta y la vicepresidenta segunda del Gobierno son quienes acumulan atributos más positivos para un porcentaje mayor de los encuestados.

El presidente del PP se coloca en primera posición cuando se trata de evaluar la experiencia, la preparación o la inteligencia. Díaz gana al resto en cuanto a empatía, consideración de buena persona y honradez. La definición más común para ella es líder transformadora. Más: la vicepresidenta sería la mejor opción para dejarle el cuidado de un hijo (la única mujer de los cuatro líderes, muy por encima del resto, con un 46,7%), la primera a la que contarle un secreto y también para llevarla a la fiesta de cumpleaños.

Hay un solo supuesto en el que Yolanda Díaz queda levemente por detrás de Feijóo: al líder del PP le confían sus ahorros un 32,1% de los encuestados y, a la vicepresidenta, un 30,3%. A Pedro Sánchez sólo lo prefieren para dejarle el dinero el 18,3% de los entrevistados. Entre los votantes de la derecha, la vicepresidenta segunda genera mucho menos rechazo que Sánchez. Los atributos más ampliamente reconocidos en el presidente del Gobierno son que habla idiomas (un 53% lo señala por esta cualidad), su carisma (29,4%) y sus buenas formas (29,4%). Hay un 27,7% que coincide en tildar a Pedro Sánchez como autoritario y un porcentaje similar lo define como transformador, conciliador y como un dirigente parecido al conjunto de los españoles.

Alberto Núñez Feijóo

Las compañías de Alberto Núñez Feijóo

Popular in the Community