ECONOMÍA
07/10/2020 17:55 CEST | Actualizado 08/10/2020 17:42 CEST

El Senado aprueba la tasa Tobin y la tasa Google, que empezarán a recaudar en enero

El Gobierno prevé recaudar unos 1.800 millones con estos dos nuevos impuestos, cuya entrada en vigor se producirá tres meses después de su publicación en el BOE.

Europa Press News via Getty Images
La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, durante una sesión de control al Gobierno en el Senado. 

Luz verde a dos nuevos impuestos. El Senado ha aprobado este miércoles la creación de dos tributos que formaban parte de la reforma fiscal del Gobierno. Se trata del impuesto sobre determinados servicios digitales, conocido popularmente como tasa Google, y del impuesto sobre las transacciones financieras, bautizado como tasa Tobin.

La tasa Google y la tasa Tobin no se empezarán a aplicar inmediatamente tras obtener este respaldo del Senado. La entrada en vigor se producirá a los tres meses de su publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE), por lo que estos nuevos impuestos no se activarán, como mínimo, hasta enero de 2021.

La creación de estos impuestos se ha hecho esperar. El Gobierno de Pedro Sánchez ya lo intentó en 2019 durante su primera legislatura, cuando el PSOE gobernaba en solitario, aunque finalmente no salieron adelante por el adelanto electoral. Su impacto recaudatorio se reflejó en el fallido proyecto de presupuestos de 2019.

Tras la repetición electoral, el PSOE y Unidas Podemos incluyeron la creación de estos impuestos en el acuerdo de Gobierno de coalición, firmado en diciembre de 2019. El Consejo de Ministros dio luz verde a los anteproyectos en febrero, antes de la llegada de la pandemia del coronavirus.

Su tramitación en el Congreso duró más de seis meses, en los que tuvo que superar el intento de tumbarlos de PP, Vox y Ciudadanos, que presentaron varias enmiendas a la totalidad. Estos partidos aseguraron que estos tributos afectarían a las pymes y que el Gobierno sobreestimaba su recaudación.

Durante su tramitación, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, amenazó a España con responder con la imposición de aranceles a productos agrícolas españoles si se aprobaba la tasa Google. También hizo advertencias similares a otros países como Francia, Reino Unido e Italia.

Finalmente, la Comisión de Hacienda del Senado ratificó el pasado jueves los dictámenes de las ponencias sin introducir modificaciones. Este miércoles el pleno ha aprobado ambos proyectos. 

El impuesto sobre determinados servicios digitales —tasa Google— se ha aprobado con 134 votos a favor, 101 en contra y 28 abstenciones.

Por su parte, el impuesto sobre las transacciones financieras —tasa Tobin— ha salido adelante con un mayor respaldo, al obtener 155 síes, frente a 98 noes y 8 abstenciones.

 1.800 millones de recaudación

El Ministerio de Hacienda espera recaudar 1.818 millones anuales con estos dos nuevos impuestos, una cantidad ligeramente inferior a los 2.050 millones previstos anteriormente.

En concreto, la tasa Tobin servirá para recaudar 850 millones. Mientras que la tasa Google pretende recaudar 968 millones (inicialmente se esperaba unos 1.200 millones de euros (antes de la pandemia).

La tasa Tobin gravará las operaciones de compra de acciones de empresas cuya capitalización bursátil —valor en Bolsa— sea superior a 1.000 millones de euros. El tipo impositivo será del 0,2%. No afectará a las compañías que no coticen en Bolsa.

Por su parte, la tasa Google gravará las empresas digitales con ingresos anuales totales superiores a 750 millones y con ingresos en España superiores a los 3 millones que se dediquen a servicios de publicidad en línea, servicios de intermediación en línea y la venta de datos generados a partir de información proporcionada por el usuario durante su actividad o la venta de datos.

Photo gallery Toda la información práctica que necesitas sobre el coronavirus y la cuarentena See Gallery