El silencio de Chrissy Teigen: la caída en picado de una reina de las redes sociales

La modelo y escritora se ha retirado de la escena pública tras ser acusada de acoso e intimidación por Courtney Stodden.
Chrissy Teigen y John Legend en una fiesta en 2008.
Chrissy Teigen y John Legend en una fiesta en 2008.

La modelo, presentadora y escritora Chrissy Teigen era considerada hasta hace unos días una de las reinas de las redes sociales: en Twitter tiene más de 13 millones de seguidores y en Instagram, más de 34.

A lo largo de mucho tiempo, Teigen se ha ido ganando a golpe de tuit y de fotografía su imagen de mujer inspiradora. Divertida y con gran sentido del humor, la modelo ha compartido sus estrías, la dureza de sus pospartos, el caos de la crianza y aspectos íntimos de su vida familiar junto a su marido, el cantante John Legend. Pero también ha sido sincera y ha opinado sobre política, sobre igualdad y derechos sociales. Toda una influencer mundial.

Hasta que el pasado 12 de mayo sus redes se sumergieron en un profundo silencio. Su último tuit, una petición pública de perdón.

“No mucha gente tiene la suerte de ser responsable de todas sus tonterías pasadas frente al mundo entero. Estoy mortificada y triste por lo era. Yo era un troll inseguro que buscaba atención. Estoy avergonzada y completamente avergonzada de mi comportamiento, pero eso...”

“No es nada comparado con lo que hice sentir a Courtney. He trabajado tan duro para darles alegría y ser amados, y la sensación de decepcionarlos es casi insoportable, de verdad. Estos no fueron mis únicos errores y seguramente no será el último por mucho que lo intente, ¡pero Dios, lo intentaré!”

“Intenté ponerme en contacto con Courtney en privado, pero como lo hice públicamente, también quiero disculparme públicamente. Lo siento mucho, Courtney. Espero que puedas curarte ahora sabiendo lo mucho que lo siento”.

“Y lamento mucho haberlos decepcionado. Siempre trabajaré para ser mejor de lo que era hace 10 años, hace 1 año, hace 6 meses”.

Sus disculpas públicas iban dirigidas a Courtney Stodden después de que la modelo detallara que Teigen la acosó y la intimidó cuando tenía 16 años. “Te odio” o “Ve a dormir para siempre” fueron algunos de los mensajes que la escritora y modelo le dirigió en Twitter.

Las disculpas públicas de Teigen parece que de poco han servido y las consecuencias laborales a partir de la polémica no se hicieron esperar: ya no prestará su voz a la serie Never Have I Ever, de Netflix, y su libro de cocina, uno de los más vendidos en Estados Unidos, ha sido retirado de grandes librerías.

Apartada de la escena pública durante casi un mes, hace unos días era su marido el que la hacía reaparecer en redes sociales. Un gesto que muchos han criticado pues consideran que es demasiado pronto y no es suficiente para enmendar su terrible error.

Tuits que demuestran que las madres son las mejores influencers del mundo