POLÍTICA
09/10/2019 13:31 CEST | Actualizado 09/10/2019 19:12 CEST

El Supremo rebaja las penas del 'caso Alsasua' a un máximo de 9 años y medio

Tras eliminar la agravante de discriminación y la de abuso de superioridad.

EFE
Manifestación en contra de la confirmación de las penas del caso Alsasua.

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha rebajado de forma notable las condenas impuestas por la Audiencia Nacional los ocho jóvenes de Alsasua (Navarra) implicados en la agresión a dos guardias civiles y sus novias en la madrugada del 15 de octubre de 2016. Las penas quedan reducidas a entre 9 años y medio de cárcel la más alta y hasta el año y medio de prisión la más baja.

La sentencia de la Audiencia Nacional les había condenado a penas de entre 13 y 2 años de cárcel por delitos de atentado a agentes de la autoridad, lesiones, desórdenes públicos y amenazas, aunque no se les condenó por delitos de terrorismo que sí aparecían en los escritos de acusación de la Fiscalía tanto en primera instancia como en apelación.

La reducción de penas se debe a la no aplicación de la agravante de discriminación, ni la de abuso de superioridad en el caso del delito de atentado a la autoridad, así como a la supresión a 2 acusados de alguno de los delitos de lesiones por falta de pruebas

Por otro lado, considera el Supremo que ha existido prueba bastante y válida de las agresiones y lesiones físicas y psicológicas causadas a las víctimas para condenar por delitos de atentado a agentes de la autoridad, lesiones, desórdenes públicos y amenazas. La resolución no ha sido unánime y dos magistrados firman un voto particular favorable a haber mantenido la agravante de discriminación.

Navarra Suma expresa “respeto absoluto” a la sentencia 

Navarra Suma ha expresado “respeto absoluto” por la sentencia del Tribunal Supremo que ha rebajado las condenas por la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua (Navarra), de forma que las penas han pasado de entre 2 y 13 años a entre año y medio y 9 años y medio de prisión para los ocho acusados. 

Sin entrar a realizar valoraciones, la plataforma integrada por UPN, PP y Ciudadanos ha señalado que, como siempre, su postura es de “absoluto respeto a las sentencias judiciales

Las familias de los condenados de Alsasua, “indignadas” con sentencia 

Los familiares de los ocho jóvenes de Alsasua condenados por la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en 2016 han recibido con “indignación” la sentencia del Supremo.

“Esto es una barbaridad jurídica y social”, ha señalado Bel Pozueta, madre de uno de los condenados, convencida de la “gran injusticia” cometida con los jóvenes, al entender que pese a la rebaja de las penas “esta sentencia ha querido maquillar una sentencia anterior injusta”.

Así, ha lamentado que “desde los inicios había una petición totalmente desproporcionada” al vincular los hechos con terrorismo y, aunque finalmente la acusación fiscal fue por agresión, “la petición de penas era igual que si fuera de terrorismo”, unas penas que continúan siendo elevadas a su juicio pese a la rebaja de la sentencia, ya firme, hoy conocida.

En cualquier caso, ha advertido de que aún queda recurrir al Tribunal Constitucional y posteriormente al de Derechos Humanos de Estrasburgo, donde, en caso de acudir, Pozueta se ha mostrado convencida de que la justicia europea “llamará la atención y sacará los colores al Estado español, pero en nuestro caso ya no va a aportar más justicia, porque para cuando llegue eso nuestros hijos habrán cumplido la pena íntegra”.

“El mal estará hecho por las consecuencias de esa pena de cárcel a nivel personal, a nivel humano, a nivel familiar. Eso no se puede luego ya compensar”, ha lamentado.

Preguntada sobre cómo han recibido la noticia los jóvenes, la mayoría de ellos en prisión, ha reconocido que “muy nerviosos, intentando adivinar qué consecuencias conlleva esta rebaja de condenas, haciendo cálculos matemáticos para ver cómo queda al final su futuro, según la ley penitenciaria”.

También han recibido la noticia los jóvenes “muy incrédulos, viendo cómo ha sido todo este recorrido jurídico. Hemos ido avanzando en los tribunales y no hemos visto más luz ni más justicia. Todo lo contrario, los pasos se han reafirmado en una utilización política de los tribunales”, ha dicho.

Sí ha agradecido Pozueta en nombre de todas las familias el “sinfín” de muestras de apoyo recibidas, lo que les ha “ayudado a llevar con mucha más dignidad y con mucha más energía este sufrimiento”.

“Estamos orgullosos del respaldo que tenemos. Y si no sirve para bajar las condenas porque alguien está haciendo oídos sordos a lo que la sociedad está viendo con sus ojos, por lo menos sí nos da ánimo para seguir”, ha constatado