POLÍTICA
26/02/2020 11:06 CET | Actualizado 27/02/2020 10:44 CET

ERC mantiene en vilo al Gobierno ante su primera votación decisiva: la de la senda de déficit

Rufián advierte al Ejecutivo de que su apoyo no está garantizado: “Lo decidiremos en el último minuto”.

El Gobierno de coalición presidido por Pedro Sánchez afronta este jueves su primera gran prueba de fuego: la senda de déficit, clave en la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado de 2020.

Y, una vez más, todo está en manos del voto de ERC, de la que se necesita al menos su abstención. El voto a favor o la abstención de ERC es clave para que el Ejecutivo pueda sacar adelante la senda de déficit más flexible que sitúa la meta de este año en el 1,8% del PIB y que contemplaría los Presupuestos de 2020.

Pocas horas antes de que se abriese la mesa de diálogo sobre Cataluña en La Moncloa, los republicanos no desperdiciaron su posición de fuerza y advirtieron al Ejecutivo de que su apoyo no está garantizado: “Lo decidiremos en el último minuto”, avisó el portavoz de ERC, Gabriel Rufián, en los pasillos de la Cámara Baja. 

De esta manera, los republicanos adoptarán su decisión tras valorar los resultados de la mesa de negociación, que han encabezado este miércoles Sánchez y el dirigente de la Generalitat, Quim Torra.

Apoyos previsibles 

Hasta ahora, el Ejecutivo cuenta con los apoyos previsibles (además del PSOE y Unidas Podemos) del PNV, Más País, Nueva Canaria y Coalición Canaria o Compromís, entre otros y enfrente se situarán PP, VOX y Ciudadanos -ha informado Efe-.

La diputada de EH Bildu Mertxe Aizpurua ha dicho esta mañana que su formación está valorando su posición, ya que la senda de estabilidad “conculca la autonomía municipalista” al imponer una regla de gasto estricta a los ayuntamientos que tienen superávit.

También el diputado de Teruel Existe, Tomás Quitarte, ha indicado que esta tarde se pronunciará sobre su voto.

Llamamiento a la “responsabilidad” 

En este contexto, la vicepresidenta de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ha hecho un llamamiento a la “responsabilidad” de todos los partidos políticos durante su intervención en el Pleno del Congreso para que aprueben unos objetivos de déficit y haya unos Presupuestos Generales del Estado “cuanto antes”. 

“Para no poner en riesgo el crecimiento económico y la creación de empleo”, ha dicho Calviño, que ha valorado la reducción de la deuda pública que estima que termine el año por debajo del 95% y la legislatura por debajo del 90 %.

Calviño ha incidido en que la ratio deuda PIB ha registrado el mayor descenso anual de una década y ha incidido en que en 2019 el Tesoro Público ha tenido un ahorro de 2.400 millones de euros en el pago de interés por emisiones de deuda.