POLÍTICA
26/12/2019 13:45 CET | Actualizado 27/12/2019 09:57 CET

ERC se reúne con Pablo Iglesias tras paralizar las negociaciones con el PSOE

Este miércoles, ERC aseguró que el acuerdo no está "ni mucho menos cerrado"

Europa Press News via Getty Images

Aunque parece que las negociaciones entre PSOE y ERC esta semana se han paralizado hasta saberse la decisión de la Abogacía del estado sobre Oriol Junqueras, los contactos entre los diferentes actores siguen en pie. 

Según ha adelantado LaSexta, antes de Navidad se produjo una reunión entre Unidas Podemos y Esquerra Republicana para intentar avanzar hacia la investidura de Sánchez. Fue el propio Iglesias quien se reunió con el president de ERC en el Parlament, Sergi Sabrià y con la diputada independentista Carolina Telechea. 

Se trataba del primer encuentro oficial entre los morados y los independentistas desde que comenzaron las negociaciones con del PSOE con los grupos parlamentarios. Y es que desde que alcanzaron un preacuerdo progresista tras las elecciones, Podemos se ha mantenido al margen, aunque disponible para estos encuentros. 

Este miércoles, el president de ERC en Barcelona Ernest Maragall, aseguró que los republicanos trabajan con discreción y seriedad, pero que el acuerdo no está “ni mucho menos cerrado”.

Un momento decisivo

 Lo cierto es que las negociaciones para la investidura de Sánchez están en un tramo decisivo y el Parlamento lleva semanas reservando fechas antes de que acabe 2019.

El partido socialista (PSOE) ganó las elecciones del pasado 10 de noviembre, pero con una mayoría insuficiente, por lo que necesita el apoyo de otros grupos parlamentarios para que Sánchez sea investido jefe del Ejecutivo en el Congreso.

Tras firmar un acuerdo con la coalición de izquierda Unidas Podemos, el PSOE negocia la abstención de los independentistas catalanes de ERC (republicanos de izquierda), con el fin de tener un nuevo gobierno cuanto antes, ya que el actual está en funciones (sin plenos poderes) desde el pasado mes de abril.

La investidura se coló en el mensaje navideño del rey

Felipe VI, tras consultar con los partidos políticos representados en el Congreso, propuso al líder socialista como candidato para presidente del Gobierno, y ahora, son los grupos parlamentarios los que deben negociar para sacar adelante la votación.

El monarca recordó este martes en su tradicional mensaje de Navidad que corresponde al Congreso otorgar o denegar la confianza al candidato propuesto y, por tanto, “tomar la decisión que considere más conveniente para el interés general de todos los españoles”, e instó a sus compatriotas a afrontar el futuro unidos y sin “caer en extremismos”.

La presidenta del PSOE Cristina Narbona, valoró que el rey entendiera que ante los desafíos a que se enfrenta España “somos capaces como sociedad de enfrentarlos juntos”, como han hecho desde que viven en democracia, “gracias a una voluntad de consenso y entendimiento entre personas con ideologías muy diferentes”.

Cataluña, clave en las negociaciones

El rey también reconoció a Cataluña como una de las “serias preocupaciones que tenemos en España”, lo que provocó las críticas de los partidos independentistas catalanes y de otras formaciones nacionalistas.

El portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, comparó este miércoles el mensaje del rey con un “mitin” del partido ultraderechista Vox e ironizó sobre las palabras de Felipe VI: “Si no te gusta el discurso del rey pues no le votes más”, dijo el político republicano en varios mensajes en Twitter.

 

El principal escollo: la sentencia de Junqueras

También el presidente independentista de Cataluña, Quim Torra, replicó al rey que es España la que representa una “seria preocupación” para Europa, porque “vulnera los derechos humanos” e “incumple” sentencias europeas.

Torra se refería al fallo del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), que la pasada semana avaló que el líder de ERC, Oriol Junqueras -que cumple una condena de 13 años por sedición tras su participación en el proceso independentista de 2017-, debería haber sido reconocido como diputado del Parlamento Europeo desde la proclamación oficial de los resultados de las elecciones de mayo y gozar de inmunidad desde ese momento.

A la espera de la Abogacía

Esta sentencia provocó un terremoto político en España y supuso un freno en las negociaciones entre PSOE y ERC, ya que este partido anunció que no volvería a reunirse con los socialistas hasta ver “cómo actúa la Abogacía del Estado”, que representa al Gobierno, y que debe presentar al Tribunal Supremo su informe sobre la aplicación de la sentencia del TJUE, igual que el resto de las partes presentes en el proceso judicial.

La respuesta provocó fuertes críticas por parte de los partidos de centroderecha (PP, Ciudadanos) y el ultraderechista Vox y acusan al PSOE de estar dispuesto a ceder a los independentistas y romper la división de poderes para mantenerse en el gobierno.

Sin embargo, los contactos entre PSOE y ERC se han mantenido, aunque aún la Abogacía del Estado no ha manifestado su postura y los independentistas catalanes no se descartan una posible investidura en los próximos días, pese a que España vive en plenas vacaciones de Navidad.

Forzando mucho el calendario, desde distintos medios se apunta que el debate podría comenzar el 2 de enero y finalizar con la última votación el día 5, la víspera del Día de Reyes, en el que tradicionalmente se entregan los regalos de Navidad a niños y mayores.

 

SOMOS LO QUE HACEMOS