La pelea de Guillermo y Harry en el funeral de Felipe de Edimburgo

Se desvela qué fue lo que ocurrió realmente detrás de las cámaras.
Guillermo y Harry, en 2018
Max Mumby via Getty Images
Guillermo y Harry, en 2018

El funeral de Felipe de Edimburgo parecía haber supuesto una tregua en el enfrentamiento entre los príncipes Guillermo y Harry. Los hermanos salieron de la capilla de San Jorge charlando con Kate Middleton con aspecto relajado, un gesto que sacó una sonrisa a la mayoría de británicos y que muchos analistas se tomaron como el primer paso hacia la reconciliación.

Ahora, el historiador y experto en Casa Real Robert Lacey, ha revelado que no es oro todo lo que reluce y que la tensión sigue por las nubes. Lacey, considerado una de las fuentes más fiables en los asuntos que atañen a la Familia Real británica ha revelado en un artículo en el Daily Mail que, en cuanto entraron en el castillo de Windsor, Guillermo y Harry volvieron a pelearse.

“Se echaron al cuello el uno del otro tan ferozmente como siempre”, detalla Lacey sobre lo que sucedió lejos de las cámaras. “La rabia y la ira entre los dos se ha vuelto muy profunda. Se han dicho demasiadas cosas duras e hirientes”, añade en su reportaje, donde deja claro que el conflicto entre los hijos de Lady Di no tiene pinta de arreglarse a medio plazo.

El historiador también revela que, al contrario de lo que contaron algunos medios británicos, los hermanos no se sentaron en ningún momento con su padre para hablar de la mala relación entre el príncipe Harry y su familia. “No hubo ni reconciliación, ni charla fraternal ni una pequeña cumbre después del funeral de Felipe de Edimburgo el 17 de abril”, sentencia el experto, que ha consultado fuentes que estuvieron presentes ese día.

Lacey, que escribió Battle of brothers, donde se trataba el conflicto entre Guillermo y Harry, también ha revelado el detonante de la tensión entre ambos. El enfrentamiento estalló tras el escándalo protagonizado por Meghan Markle, acusada de intimidación, acoso y bullying en 2018 por varios miembros del equipo del palacio de Kensington.

Guillermo y Harry, separados por su primo Peter Philips en el cortejo fúnebre de su abuelo.
AP
Guillermo y Harry, separados por su primo Peter Philips en el cortejo fúnebre de su abuelo.

El escritor explica que Guillermo se quedó “asombrado y horrorizado” tras ver el dossier sobre el tema que había elaborado el exsecretario de comunicaciones Jason Knauf. También estaba preocupado porque Markle pudiera estar “socavando algunos principios de la monarquía”.

Mientras, Harry se enfadó con su hermano por creer la palabra del equipo de personal antes que la de Meghan Markle o la suya. El duque de Sussex decidió ponerse de lado de su mujer, algo que hizo que Guillermo se sintiera “traicionado” y quería que su hermano y su cuñada se alejaran de su alrededor.

En medio de este clima de tensión, los hermanos se reencontrarán el jueves 1 de julio en los jardines del palacio de Kensington para homenajear a Diana de Gales. En el acto, que será discreto por las restricciones sanitarias, se inaugurará una estatua de la princesa, el día en que habría cumplido 60 años.

Ya se ha confirmado que Meghan Markle no asistirá al acto ya que se ha quedado en Los Angeles con la recién nacida Lilibet Diana, la segunda hija del matrimonio. Por su parte, el príncipe Harry ya está en Reino Unido para guardar una cuarentena de cinco días en Frogmore House, la casa donde residían y que reformó con su mujer cuando vivían en Londres.

El funeral de Felipe de Edimburgo