Las tres fantasías sexuales favoritas de los españoles

El barómetro anual de Control analiza los hábitos sexuales de los jóvenes durante la pandemia.

Si hay algo incompatible con las medidas de distancia interpersonal y reducción de contacto social es el sexo. Por eso muchos españoles, especialmente los solteros y los que no viven con su pareja, se las han tenido que apañar como han podido entre confinamientos y restricciones.

Según el noveno barómetro de Control, Los jóvenes y el sexo, el uso de las aplicaciones para ligar ha aumentado durante este año y muchos han tenido que tirar de agenda y conocidos para darse una alegría.

La forma de relacionarnos cambia, pero la fantasía sexual más recurrente entre los españoles sigue siendo la misma que en años anteriores: hacer un trío. Hasta un 36,4% de los encuestados fantasea con ello. Le sigue muy de cerca, con un 35,4, utilizar un vibrador a distancia. La tercera fantasía en discordia es jugar a adoptar un juego de rol, role playing, una práctica que el 23,6% de las personas preguntadas por Control desea experimentar.

Del informe se puede sacar en conclusión que los españoles necesitan salir de la rutina y experimentar más: el 84,4% de los encuestados quiere probar cosas nuevas.

A pesar de que los tabúes a la hora de innovar en la cama están ahí, este 2020 algunos se han atrevido con practicas menos convencionales. El 40,8% ha practicado sexo anal y el 30,1% se ha lanzado a experimentar con el bondage, atando o siendo atado. El informe señala que los juguetes sexuales, y más en tiempos de pandemia, han llegado para quedarse y prácticamente la mitad de los españoles —44,5%— han usado un vibrador.

Está por ver si con la llegada de la vacuna algunos se animan a cumplir sus fantasías y cambian vibradores por tríos.

9 beneficios del orgasmo