Feijóo defiende los "diferentes estilos" en el PP pero pide no "competir con zascas y palabras gruesas"

"Os pido que contribuyáis a volver a dignificar el parlamentarismo español".

No hace ni una semana que la presidenta de la Comunidad de Madrid y nueva presidenta del PP, Isabel Díaz Ayuso, defendió ante el presidente del partido, Alberto Núñez Feijóo, su idea de “partido callejero y pandillero” con un discurso durísimo, lleno de ataques punzantes e incluso personales al Gobierno y con frases muy polémicas.

Apenas seis días de aquel discurso y Feijóo ya ha marcado distancias con su intervención en el Senado ante los diputados y senadores del PP, a los que ha reunido después de haber tomado posesión como parlamentario en la Cámara alta esta semana.

Tras pedir a los suyos salir a defender “el proyecto del próximo Gobierno de España”, Feijóo ha concedido que se haga “con estilos diferentes en el que se vean representados la mayoría de los españoles”.

“Hace seis días, Ayuso defendió su idea de "partido callejero y pandillero" ante Feijóo con un discurso durísimo lleno de ataques a los rivales políticos”

Eso sí, acto seguido, ha dejado claro que él no cree “en la política de los insultos ni en la política de trincheras, sino en la política de las propuestas y en una confrontación honesta”.

“Esta es la que vamos a practicar”, ha sentenciado Feijóo. “Primero, por una cuestión de cortesía”, ha agregado el presidente del PP, que asegura que “lo mínimo que se le puede pedir a un político y a un senador es educación”. “Las cámaras no son una red social en la que competir con zascas y palabras gruesas”, ha aseverado.

Feijóo ha pedido a los diputados y senadores del PP que vuelvan “a dignificar el parlamentarismo español” y que lo hagan “con el tono que la mayoría de los ciudadanos usan en sus casas y en sus puestos de trabajo”.

“No creo en los circos parlamentarios, sino en un trabajo serio de las cámaras. Prefiero una crítica razonada a un titular llamativo”

- Alberto Núñez Feijóo, presidente del PP.

“Propongo no caer en las formas del Gobierno ni de sus socios, por una cuestión de educación y de operatividad”, ha proseguido el líder del PP, quien cree que “el objetivo de un político no es sobresalir, sino plantear cosas y ayudar a transformar la realidad”.

“No creo en los circos parlamentarios, sino en un trabajo serio de las cámaras. Prefiero una crítica razonada a un titular llamativo. Apoyaré mucho antes una iniciativa útil a los españoles que una foto que sirva para satisfacer el ego del retratado. Valoraré mucho más una enmienda correcta al presupuesto general del Estado que un tuit ingenioso de un diputado”, ha agregado.

Feijóo ha pedido además a sus parlamentarios “unas formas adecuadas”. “Primero, por educación, por operatividad y por credibilidad”, ha insistido el presidente del PP, quien cree que este término está “enormemente comprometido en la España actual”. “No es para menos, cualquier español observará con estupefacción lo que ocurre en el debate político de nuestro país”, ha asegurado.

Y dicho esto, ha acusado al “Gobierno sanchista” de pedir el apoyo de su partido para, acto seguido, no perder “la ocasión” para insultarles. “Dice que quiere hablar con el PP, pero pacta todo con los independentistas. ”¿En qué momento se convirtió la política en este teatro? ¿De verdad tenemos que participar en esto? Conmigo que no cuenten”, se ha preguntado.