Finlandia y Suecia proponen a Turquía un "diálogo constructivo" para que apoye su ingreso en la OTAN

El presidente del país, Sauli Niinisto, asegura que los países gozan de "buenas relaciones bilaterales" y añade que "condena el terrorismo".
Sauli Niinisto, presidente de Finlandia junto a la primer ministro de Suecia.
Sauli Niinisto, presidente de Finlandia junto a la primer ministro de Suecia.
MANDEL NGAN via Getty Images

El presidente de EEUU, Joe Biden, ha recibido a sus homólogos de Suecia y Finlandia en Washington como muestra de apoyo a que sean miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Un hecho que comparte la mayoría de los países aliados salvo Turquía que rechaza esta su adhesión porque considera que apoyan a organizaciones “terroristas”, en referencia a grupos kurdos.

Para resolver este tema, los países bálticos están “abiertos a hablar de cualquier preocupación que pueda tener Turquía de forma constructiva”, tal y como ha confirmado el presidente de Finlandia, Sauli Niinisto.

“Es hora de que los aliados nos permitan entrar y haya una ratificación rápida de nuestra petición”

- Sauli Niinisto, presidente de Finlandia

Durante su discurso, Niinisto ha asegurado que “se toman el terrorismo muy en serio y que condenan todo tipo de terrorismo”. A la vez que ha recordado que Oslo y Ankara siempre han tenido “buenas relaciones bilaterales”.

“Nos tomamos nuestra seguridad muy en serio, nuestro ejército es uno de los más fuertes de Europa y hemos invertido para aumentar nuestras capacidades”, ha añadido.

Por su parte, la primera ministra sueca, Magdalena Andersson, ha reiterado que están manteniendo conversaciones con todos los miembros.

“Esperamos un rápido proceso de ratificación por parte de los miembros de la OTAN y estamos dialogando con todos ellos, incluida Turquía”, dijo Andersson.

Biden: “Un nuevo miembro no es ninguna amenaza”

El presidente de EEUU ha sido claro en la postura y asegura que “Suecia y Finlandia tienen que ser aliados”.

“Estoy deseando llamarles pronto amigos, socios y aliados de la OTAN”, ha comentado durante el discurso posterior a una reunión mantenida y en la que han participado también los representantes de Japón y Corea del Sur.

Biden ha recordado que “las puertas están abiertas” y ha garantizado que la entrada de un nuevo miembro “no es ninguna amenaza a ninguna nación”.

“El objetivo es defendernos, que nadie se engañe”, ha añadido. Además ha recordado que ante una amenaza “estamos más fuertes”. A su vez, Joe Biden ha recordado la base del artículo 5 que protege el territorio de la OTAN con el apoyo de todos los aliados y que el único momento en que se activó fue tras los atentados del 11-S en 2001.

“EEUU nunca olvidará eso y nunca fallaremos en defender cada centímetro del territorio OTAN”, ha subrayado.