INTERNACIONAL
11/04/2019 00:06 CEST

Francia se opone a una prórroga larga del Brexit por temor a que Reino Unido bloquee la UE

Macron cree que alargar el Brexit hasta 2020 puede poner en peligro a los 27: "No podemos sacrificar todo".

Reuters

Francia se resiste a conceder a Reino Unido una prórroga larga del Brexit porque considera que la primera ministra británica, Theresa May, no ha dado garantías suficientes al resto de socios comunitarios para garantizar que Londres no bloqueará la Unión Europea mientras siga perteneciendo al club.

Así lo han asegurado fuentes del Elíseo, que además han subrayado que poner en riesgo el correcto funcionamiento de las instituciones europeas “no es preferible” a un Brexit caótico o sin acuerdo. “No podemos sacrificar todo para evitar el riesgo de un no acuerdo bajo presión de Reino Unido”, ha expresado.

De acuerdo a otras fuentes europeas, lo que Francia defiende en la discusión sobre el calendario es dar por buena la fecha que ha pedido May, del 30 de junio, porque no ve razones que justifiquen ir más allá del tiempo que la propia líder británica ha solicitado.

Así, la posibilidad de una prórroga larga del Brexit sin garantías de que Londres no dificultará la toma de decisiones en el bloque comunitario no contará con el apoyo de Francia, han señalado fuentes francesas, que también han añadido que París es partidaria de “mantener la presión” sobre Londres para que el Parlamento británico de finalmente su visto bueno al acuerdo de divorcio.

Según las mismas fuentes, muchos Estados miembros comparten las dudas de Francia acerca de una extensión larga del Brexit, incluso después de que la primera ministra británica haya intervenido ante el resto de jefes de Estado y de Gobierno y posteriormente haya abandonado la sala para que la UE a 27 comience su debate.

May se ha expuesto durante una hora a las preguntas de los socios en un encuentro que fuentes comunitarias consideran que ha ido mejor que el anterior, que consideraron decepcionante, y señalan que en esta ocasión ha mantenido una postura “abierta” a una prórroga de larga duración. Esta opción sería válida siempre y cuando Londres pueda abandonar el club antes de la fecha fijada si aprueba el acuerdo de divorcio.

Límites al peso de Londres en la UE

En la discusión a Veintisiete, los líderes exploran distintas fórmulas para condicionar la prórroga al cumplimiento de una serie de compromisos por parte de Reino Unido, incluidas salvaguardas para evitar que su derecho a veto en las decisiones del Consejo bloquee los avances del proyecto europeo.

Los servicios jurídicos han avisado de las dificultades para sostener jurídicamente que un Estado miembro de pleno derecho pueda perder parte de sus derechos, por lo que la reflexión se dirige a mecanismos de ‘autolimitación’, según fuentes diplomáticas, por ejemplo si Londres renunciara a participar en reuniones que afecten al futuro de la UE o a designar un comisario para la próxima Comisión Europea que se formará después del verano.

Entre las ideas más exigentes, países como Francia barajan, por ejemplo, que Londres renunciara a participar en reuniones que afecten al futuro de la UE o a designar un comisario para la próxima Comisión Europea que se formará después del verano.

Entre las garantías que ya se dan por hecho porque generan consenso hay otras condiciones como la irrenunciable para Reino Unido de celebrar las elecciones europeas el 23 de mayo si para entonces sigue siendo parte del club comunitario y dejar claro que el Tratado de Retirada no se reabrirá a la renegociación.

En cualquier caso, las fuentes consultadas dan por hecho que la UE a 27 coincide de manera general en la necesidad de dar más tiempo a May para pactar con el líder de la oposición, el laborista Jeremy Corbyn, las condiciones para tratar de salvar el acuerdo de divorcio negociado entre Bruselas y Londres.

A falta del veredicto de los líderes, las opciones para la prórroga que ofrecerá el bloque a May oscila entre “seis meses y un año”, según ha adelantado a primera hora el primer ministro belga, Charles Michel.

Fuentes diplomáticas han apuntado que en los contactos preparatorios “muchos países” se han alineado con la posibilidad de retrasar el Brexit hasta el 31 de diciembre, más que la extensión hasta marzo del año que viene como planteó el presidente del Consejo europeo, Donald Tusk.

Photo gallery Consecuencias del Brexit See Gallery

EL HUFFPOST PARA IKEA