NOTICIAS
09/04/2021 09:10 CEST | Actualizado 09/04/2021 16:57 CEST

Francia plantea administrar una segunda dosis diferente a los vacunados con AstraZeneca y la OMS lo desaconseja

El país suspendió el pasado 19 de marzo las inyecciones con la vacuna británico-sueca a los menores de 55 años.

GETTY
Vacuna de Astrazeneca.

A primera hora de este viernes, Francia advertía de que inyectaría una segunda dosis de las vacunas de Pfizer o Moderna a los pacientes menores de 55 años que ya habían recibido una primera dosis de AstraZeneca.

El ministro de Sanidad francés, Olivier Véran, declaraba en la radio RTL que esa sería la solución que la Alta Autoridad de Sanidad (HAS, siglas en francés) pretende adoptar para la segunda dosis de las 500.000 personas, en su mayor parte sanitarios, de esa franja de edad vacunados con una dosis de AstraZeneca.

Ese organismo, encargado de autorizar todos los medicamentos en el país, suspendió el pasado 19 de marzo las inyecciones con la vacuna británico-sueca a los menores de 55 años, tras la aparición de algunos casos de trombos en personas que la recibieron en Europa.

 

Efectos positivos de la combinación

“Es coherente decir que no se recomienda la vacuna a los menores de 55 años, pero si han recibido una primera dosis, vamos a proponerles otra vacuna de ARN. Yo mismo, formo parte de ese grupo. Recibirán una segunda dosis en los plazos”, ha indicado Véran, quien señaló que el anuncio oficial corresponde a la HAS, autoridad independiente.

El jefe del servicio de Enfermedades Infecciosas del hospital Henri Mondor de Créteil, a las afueras de París, Jean-Daniel Lelièvre, miembro de la HAS, ha confirmado esa información en la emisora France Info.

Así, ha explicado que no se plantean poner una segunda dosis de AstraZeneca a esos ciudadanos y que combinar vacunas puede tener efectos positivos.

“Una sola dosis no es suficiente para garantizar la inmunidad a largo plazo contra la covid (...) Hemos decidido utilizar una de las vacunas de ARN”, es decir, las de Pfizer y Moderna, ha señalado.

Para el experto, aunque la vacuna de AstraZeneca y las de ARN tienen técnicas diferentes, “conducen a la producción de una misma proteína”, que es la responsable de generar la inmunidad.

Combinar ambas “da respuestas inmunitarias que son más importantes que cuando se utiliza una única vacuna”, agregó el experto, que recordó que este tipo de estrategias se usa ya en la lucha contra otras enfermedades, como el sida o el ébola. 

La OMS lo desaconseja

Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha subrayado algo más tarde que no existen por ahora “datos adecuados” sobre los efectos de cambiar de vacuna entre la primera y la segunda dosis.

Desde la OMS recalcan que “no hay datos adecuados para decir si es algo que puede hacerse” y por tanto, concluyen que por el momento “no es algo que puedan recomendar”.

Photo gallery Araceli y Mónica, primeras personas en ser vacunadas de coronavirus en España See Gallery