INTERNACIONAL
10/06/2021 04:34 CEST | Actualizado 10/06/2021 05:10 CEST

Fujimori eleva la tensión electoral en Perú y pide la anulación de 200.000 votos

Pedro Castillo se declara ganador antes de que finalice el conteo.

EFE/ John Reyes
La candidata a la presidencia de Perú Keiko Fujimori.

La candidata presidencial peruana Keiko Fujimori, del partido Fuerza Popular, ha elevado este miércoles la tensión electoral en Perú al pedir la anulación de unos 200.000 votos en regiones que apoyan abrumadoramente a su rival Pedro Castillo bajo acusaciones de irregularidades y “fraude en mesa”. Mientras, Castillo se ha declarado vencedor de los comicios antes de que finalice el conteo de los votos

La candidata de derecha, que va camino de perder la votación del pasado domingo, ha solicitado a la Junta Nacional de Elecciones (JNE) que tome este paso. En una rueda de prensa en Lima, ha acusado a su rival, además, de orquestar un gran fraude nacional para perjudicarla. 

“Si sumamos 802 mesas en las que se han presentado solicitudes de nulidad, que representan 200.000 votos, y le agregamos 1.200 actas que representan 300.000 votos, aquí están en juego medio millón de votos que creemos que es fundamental para el recuento final que tiene que llevar a cabo el jurado electoral”, ha dicho. “Agradezco a los ciudadanos que han salido a marchar pidiendo que se haga respetar su voto. Los insto a seguir esperando los resultados con mucha confianza”.

Los abogados de Fuerza Popular han enumerado los motivos que, aseguran, encontraron para pedir la nulidad: falsificación de firmas de miembros de mesa en 503 actas, que representan 125.000 votos; falsificación de los resultados en 132 actas donde, según el planteo legal, Fuerza Popular obtuvo cero votos; y conformación de mesas con miembros de una misma familia, algo prohibido por ley. 

La justicia electoral debe decidir ahora sobre estas impugnaciones, un procedimiento que demorará la finalización del conteo. Según la normativa, el plazo para presentar cualquier pedido de nulidad de actas vencía en la noche de este miércoles. Para que esto pueda ser admitido se debe probar fehacientemente que el resultado de las actas fue fruto de amenazas, violencias o sobornos.

Con el 99,998% de las actas procesadas y el 99,073% de las mismas contabilizadas, Pedro Castillo sigue estando a casi cinco décimas por delante de Keiko Fujimori. El candidato del partido Perú Libre cuenta con el 50,21% de los votos mientras que su rival obtiene el 49,79%. 

El candidato de la izquierda, por su parte, ha rechazao las acusaciones de fraude lanzadas por Fujimori. En un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, Castillo ha calificado de “provocación” la petición de su rival. 

“Estimados/as hermanos/as: agradezco a quiénes siguen resistiendo en las calles. No caigamos en provocaciones de quienes quieren ver este país en el caos. Por ello, hacemos un llamado de paz y tranquilidad. Sigamos firmes y alegres en esta lucha final que es de todos los peruanos”, ha escrito. 

Denuncias de “fraude sistémico”

La denuncia del supuesto “fraude sistemático” ya fue lanzada por Fujimori el lunes por la noche, cuando el escrutinio apuntaba a Castillo como ganador.  Ese día presentó “indicios”, en su mayoría recogidos de redes sociales y bulos sin mayor sustento para rebatir los informes preliminares de las misiones electorales de la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Interamericana de Organismos Electorales (Uniore), que destacaron la corrección de los comicios.

Mientras, miles de simpatizantes de Fujimori se han manifestado esta noche en Lima para “defender el voto”, al tiempo que algunos de sus votantes han comenzado a solicitar en las redes sociales la intervención de las fuerzas armadas e impedir que Castillo pueda ser proclamado oficialmente presidente.

Frente a ese movimiento, el Ministerio de Defensa ha recordado en un comunicado que “las Fuerzas Armadas no son deliberantes y están subordinadas al poder constitucional, por lo que cualquier llamado a incumplir este encargado es impropio de una democracia”.

Así, los militares reiteraron su compromiso con la Constitución, la democracia, el principio de neutralidad y con el respeto a la voluntad popular expresada en las elecciones celebradas el domingo. Las Fuerzas Armadas también han exhortado a la población a respetar los resultados y a trabajar unidos para fortalecer la democracia e impulsar el desarrollo del país.

EL HUFFPOST PARA AMBAR