POLÍTICA
07/04/2021 12:47 CEST

Gabilondo responde con ironía sobre Sánchez: "No soy tan fácil de llevar"

El candidato socialista contestó con contundencia sobre quién lleva su campaña.

Europa Press News / Getty Images
Ángel Gabilondo, durante el debate de investidura de Ayuso en la Asamblea de Madrid.

El candidato socialista a las elecciones madrileñas, Ángel Gabilondo, ha sido tajante a la hora de acallar las críticas sobre las acusaciones de la entrada en campaña del presidente Pedro Sánchez. Lo ha hecho durante una entrevista en ‘El programa de Ana Rosa’, en la que ha contestado con contundencia a la periodista, pero también con ironía.

A la afirmación de la entrevistadora de que el presidente del Gobierno ha entrado en campaña y si eso le molesta, el cabeza de lista del PSOE madrileño ha replicado que “primero, no me lleva la campaña”, para lanzar con sarcasmo “ya saben que no soy fácil de llevar”.

[Pedro Sánchez] no me lleva la campaña, y segundo, ya saben que yo no soy tan fácil de llevarÁngel Gabilondo, candidato del PSOE a la Comunidad de Madrid

Con todo, Ángel Gabilondo defendió que el presidente “tome posiciones sobre aspectos decisivos de la política nacional”, aunque no lo considere una injerencia en su campaña electoral. A su juicio, algunos adversarios buscan una polarización entre el líder del Ejecutivo español e Isabel Díaz Ayuso. 

El socialista también se reafirmó en que no habrá movimientos grandes en la política fiscal al afirmar que “no voy a subir ni un euro más en impuestos a los madrileños”. No obstante, tampoco eludió que el Gobierno sí haya apostado por esa vía: “El Gobierno de la nación hace políticas para la nación y yo lo respeto”.

Posibles pactos con Unidas Podemos

Otro de los asuntos abordados fue un hipotético pacto con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, cuestión a la que Gabilondo se refirió alegando que “no quiero extremos ni extremistas, no estoy de acuerdo con los términos de Iglesias en estas elecciones”.

El candidato del PSOE a la Comunidad de Madrid esgrimió que Iglesias ha reducido el discurso a fascismo o comunismo y que se debería estar hablando de otros temas como la recuperación económica y social.

PÍLLALO