POLÍTICA
11/06/2020 19:16 CEST | Actualizado 11/06/2020 19:22 CEST

El Gobierno y Ciudadanos se acercan todavía más: 'cumbre' en La Moncloa

Las delegaciones encabezadas por Bal y Calvo se han citado en el palacio presidencial este viernes.

EFE
Edmundo Bal

El Gobierno y Ciudadanos no se consideran socios, pero poco a poco consolidan la relación y quieren escenificar el entendimiento al que están llegando tras las últimas prórrogas del estado de alarma. Por ello, este viernes celebrarán una ‘cumbre’ en La Moncloa.

El partido que dirige Inés Arrimadas -ahora de baja por maternidad- decidió separarse de la foto de Colón junto a PP y Vox y apoyar las últimas prórrogas arrancando algunas medidas económicas -como las ayudas millonarias al turismo- para vender ante su electorado.

En todo momento, Cs ha negado ser socio del Gobierno, pero el Ejecutivo ha mimado esta relación en las últimas semanas gracias a las que ha podido sacar adelante el estado de alarma que durará hasta el 21 de junio. Los ‘naranjas’ salvaron a Sánchez en alguna votación en la que ERC, socio de investidura, dio la espalda a La Moncloa.

Y esa relación que ha surgido entre Moncloa y Cs no se va a detener. Para este viernes se ha organizado una ‘cumbre’ en el palacio presidencial en la que estarán algunos de los principales dirigentes. Al estar Arrimadas de baja acudirá Edmundo Bal como cabeza de la parte ‘naranja’, el portavoz adjunto en el Congreso se ha convertido en el hombre fuerte mientras la líder no esté en primera línea.

En la mesa se encontrará con la mismísima vicepresidenta primera, Carmen Calvo, y la ministra de Política Territorial, Carolina Darias. Pero la relevancia de la cita que se da es tal que se han invitado a más componentes de las dos delegaciones. Por parte del Gobierno acude también el secretario general de Presidencia, Félix Bolaños, uno de los hombres más cercanos a Sánchez, además de José Antonio Montilla, que es el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes y enlace entre el Ejecutivo y el Congreso.

A Bal lo acompañarán las personas más cercanas a Arrimadas: Marina Bravo (secretaria general de Cs), y los vicecesecretarios Carlos Cuadrado y José María Espejo. 

¿De qué van a hablar?

“Durante este encuentro se abordarán aspectos relacionados con las medidas necesarias para garantizar una salida ordenada del estado de alarma, así como las alternativas en caso de rebrote de la epidemia”, indican fuentes del Gobierno y de Cs.

Además, reiteran las fuentes, se hará un repaso de las medidas recogidas en el real decreto ley de prevención, contención y coordinación para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por la COVID-19.

Una escenificación así no se había hecho con ningún partido político desde que se iniciara la pandemia y contrasta con la no convocatoria de la Mesa catalana que piden los independentistas durante este tiempo. Sí llama la atención que en esa reunión con Cs no hay ningún miembro del Gobierno perteneciente a Unidas Podemos, que es más proclive a seguir armando la mayoría de la investidura, pero no rechaza pactos puntuales con los ‘naranjas’. 

Una de las obsesiones que tiene Sánchez es lograr los votos necesarios para sacar adelante el decreto de nueva normalidad y tiene la vista puesta en la elaboración de unos presupuestos generales. A pesar de haberlo pasado mal en las últimas votaciones, en Moncloa creen que hay margen suficiente para seguir ganando en el Congreso y lograr aguantar durante toda la legislatura.

La actitud de Cs contrasta con la del propio partido mientras lo dirigía Albert Rivera hasta las elecciones de noviembre, ya que la anterior dirección se negaba a cualquier tipo de entendimiento con el PSOE. En cambio, Arrimadas ha dado un giro en el timón y quiere mostrar la utilidad del partido liberal a pesar de tener solo diez diputados. Pero muchos ven que está logrando más cosas con ese número pequeño de parlamentarios que su antecesor con 57.

 

Photo gallery Inés Arrimadas en la Diada See Gallery