VIRALES
10/02/2021 09:09 CET | Actualizado 10/02/2021 13:08 CET

Habla la chica semidesnuda de la rave de Nochevieja: "Me ha cambiado la vida"

"Me preguntaba si era real lo que estaba ocurriendo", afirma Rita.

Fue la primera protagonista del 2021. Tras casi dos días de fiesta en Nochevieja en una nave abandonada de Llinars del Vallès, apareció ella, semidesnuda, enfrentándose a la Policía.

Su nombre es Rita y su imagen abrió periódicos y televisiones en toda España. Ahora, más de un mes después, la joven ha reaparecido en una entrevista en RAC-1 y ha contado cómo le afectó ese salto a la fama inesperado. 

“No fue fácil, en mi vida había pensado que me sucediera una cosa de estas. De un día para otro salí en las televisiones, periódicos, etc. Fue un impacto bastante duro, ni lo quería ni lo buscaba. Me ha cambiado la vida mucho, tema trabajo, familia, personalmente, etc”, afirma la joven, que es siciliana (Italia), pero que se mudó a Barcelona hace cuatro años para trabajar en una peluquería.

Tras la rave perdió su trabajo, algo que entiende porque está de cara al público: “Me reconocieron las clientas y, con toda la razón, es normal que pase esto. Lo puedo entender y lo entiendo. No pasa nada, sé que puedo encontrar algo y lucharé por eso, llevo toda la vida trabajando y esto no me va a parar”.

Rita, que se hizo una PCR después de la fiesta en la que dio negativo, incluso responde a los que decían que llevaba un pelo perfecto tras dos días de rave. “Siempre lo tengo impecable, para una peluquera es importante y más fácil peinarse”, bromea. 

La protagonista también asegura que la imagen le llegó a su familia, que vive en Italia. Sus padres no sabían lo que había ocurrido, así que ella se lo fue explicando, aunque ellos estuvieron “fríos” por su actitud. “Son padres que se preocupan por una hija que ha pasado todo esto, es normal que se pregunten qué está pasando”, reconoce.

La repercusión que tuvo fue tal que tuvo que irse a casa de un amigo fuera de Barcelona de la que no salió en varios días: “Estuve encerrada sin querer ver la luz del sol, tuve esa necesidad. Me preguntaba si era real lo que estaba ocurriendo”.

Además, la joven también relata cómo llegó a la fiesta y aclara que ni la organizó ni estuvo desde el principio, ya que se presentó junto a una amiga el día 1 al mediodía. 

De madrugada en la noche del 1 al 2, antes de que entrara la policía, Rita, según sus palabras, se fue a dormir a una furgoneta de uno de los asistentes. Cuando se despertó comió y fue entonces cuando otra chica les alertó que había entrado la policía.

“Estaba medio dormida. Yo cierro la furgo y vuelvo sin vestirme del todo, con un body. La policía estaba con la porra, a mí me empujó uno y ahí dije no, lo siento. Me di la vuelta, me bajé el body y le dije que me pegara ahora. Fue como decirle que no veía que estaba sin armas”, recuerda Rita, que reconoce que no se dio cuenta de que había fotógrafos y prensa. 

Cree que su intervención fue decisiva para que no hubiese violencia: “Para mí vale más que lo que se dijo de mí. Le decía a la policía que no hacía falta llegar a la violencia, somos personas, gente sana, no somos delincuentes”. 

Finalmente, Rita, que pide disculpas a todas aquellas personas que lo han pasado mal con el coronavirus y a los familiares de los fallecidos, afirma que lo volvería a hacer.

“Absolutamente, sí. Por una parte ha afectado tanto en la vida privada que te diría que no, pero por lo que pasó ahí volvería a hacer lo mismo, yo era consciente de lo que estaba haciendo. No iba colocada ni nada”, sentencia.

Photo gallery Qué opina la prensa internacional de la gestión de España durante el coronavirus See Gallery