El huracán Ian toca tierra en Florida con vientos de hasta 240 km/h y evacuaciones masivas

Las autoridades del sur de EEUU temen los efectos de Ian, el peor huracán que la región "haya visto jamás".
|
Destrozos del huracán Ian en Florida

Los destrozos del huracán Ian

El huracán Ian acaba de tocar tierra en Florida (EEUU), cerca de Cayo Costa, y ha disparado todas las alarmas por sus vientos de hasta 240 km/h. La emergencia se activó con previsión y hay cerca de 2,5 millones de personas llamadas a ser evacuadas.

Según ha detallado el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EEUU, el ojo de Ian ya se ha adentrado en el estado del sur del país después de causar cuantiosos daños en Cuba.

Entre los primeros efectos en la zona, este miércoles, las autoridades de Florida han confirmado que hay al menos 23 migrantes desaparecidos al volcar un bote en el que viajaban justo cuando los fortísimos vientos les sacudieron.

“Agentes de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos, junto con el apoyo de la Oficina del condado de Monroe (Florida) respondieron al desembarco de un migrante en Stock Island. Cuatro migrantes cubanos nadaron hasta la orilla después de que su embarcación se hundiera debido a las inclemencias del tiempo”, ha informado en su perfil oficial de Twitter el jefe de patrulla, Walter Slosar.

“Puede cambiar vidas”

Según el NHC, los actuales vientos corresponden a la categoría 4 de la escala Saffir-Simpson aunque rozando la 5, que es la máxima, por lo que se califica al huracán como “increíblemente peligroso”, si bien hay previsiones de que pueda bajar al nivel 3 en las próximas horas.

El alguacil del condado de Lee, Carmine Marceno, ha asegurado que el fenómeno “puede cambiar vidas”. “Cape Coral —la ciudad por la que ha entrado Ian— es una ciudad enorme”, ha recordado. El responsable de gestión de emergencias en este municipio, Alvin Henderson, ha explicado que ‘Ian’ será “uno de los peores huracanes” que la región “haya visto jamás”, según ha informado la cadena estadounidense CNN.

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, ha explicado que, por el momento, ya hay registrados al menos 200.000 cortes de energía en todo el estado de Florida, asegurando que la interrupción de la red eléctrica será generalizada. “Una vez que haya pasado la tormenta y sea seguro salir, aún debe tener cuidado. Evite las líneas eléctricas caídas, el agua estancada. Manténgase alejado de los árboles caídos y no conduzca en agua estancada”, ha aconsejado.

Además de sus vientos huracanados Ian está produciendo ya en la zona del suroeste de Florida ribereña del Golfo de México marejadas ciclónicas, que hacen aumentar el nivel del mar e inundan áreas costeras, ademas de lluvias torrenciales en la mayor parte del estado, y tornados en zonas aledañas a Miami.