INTERNACIONAL
16/08/2021 22:17 CEST | Actualizado 16/08/2021 22:54 CEST

Joe Biden: "Los estadounidenses no deben morir en una guerra que ni los afganos quieren librar"

"No repetiré los errores del pasado", ha asegurado.

“Las tropas estadounidenses no deben morir en una guerra que los afganos no están dispuestos a librar”, ha señalado el presidente de Estados Unidos este lunes, mientras Afganistán se resquebraja. Joe Biden se ha dirigido a la nación desde la Casa Blanca en medio de las escenas de caos y pánico en Kabul tras la caída de la capital afgana en manos de los talibanes para defender su decisión de retirar las tropas. 

“Respaldo por completo mi decisión. Después de 20 años, he aprendido de la manera más dura que nunca habría un buen momento para retirar las tropas estadounidenses”, ha dicho Biden, que también ha reconocido que la toma de la capital afgana por parte de los talibanes se ha producido “más rápido de lo anticipado: “Los líderes políticos de Afganistán han huido del país, las fuerzas militares han colapsado, el desarrollo refuerza que tenemos que estar en Afganistán ahora”. 

“Estamos ejecutando el plan que tenemos para responder a todo tipo de contingencias, incluyendo el colapso rápido”, ha señalado Biden, que ha estado reunido esta tarde evaluando la situación con su equipo. “Nuestra misión en Afganistán no era construir una nación, ni crear una democracia unida. Nuestro único interés nacional en Afganistán ha sido y sigue siendo prevenir un ataque terrorista en Estados Unidos”, ha añadido. 

En la actualidad, ha señalado Biden, “la amenaza terrorista ha mutado: hay en Somalia, Siria, Irak... Estas amenazas han captado nuestra atención y recursos. Hemos realizado misiones en diferentes países donde no tenemos presencia militar permanente. Si fuera necesario haríamos esto también en Afganistán. Hemos desarrollado medidas que nos permiten estar enfocados en las amenazas directas”.  “Defenderemos a nuestra gente con fuerza devastadora si es necesario”, ha advertido. 

Anna Moneymaker via Getty Images

Reunido con su equipo

Biden se ha reunido este lunes con su equipo de seguridad nacional, incluido el secretario de Defensa, Lloyd Austin, para tratar los “esfuerzos en marcha” para la evacuación de estadounidenses y empleados locales de Kabul. Además de Austin, ha estado también presente el jefe del Estado Mayor Conjunto de EEUU, el general Mark Milley.

En el encuentro han abordado la situación de seguridad en el aeropuerto internacional Hamid Karzai de Kabul y la evacuación no solo del personal estadounidense y local de la embajada del país en Afganistán, sino también de afganos que han colaborado con EE.UU. y que han solicitado un visado y para sus familiares.

6.000 soldados para evacuar

EEUU ha enviado 6.000 soldados en los últimos días y otros 1.000 van en camino al país asiático para ayudar en la evacuación de civiles estadounidenses y sus aliados, después de la toma de Kabul por parte de los insurgentes, algo que ha pillado desprevenido a Washington.

Este lunes, el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, ha asegurado que no era “inevitable” que los talibanes controlaran Kabul tras la retirada de las tropas de EE.UU.

Sullivan ha acusado, en una entrevista con la cadena ABC, a las fuerzas afganas de “no dar un paso al frente” para defender Afganistán, pese a “los miles de millones de dólares” que Washington ha aportado en entrenamiento y equipamiento militar.

No obstante, subrayó que Biden sigue considerando la decisión de ordenar la retirada militar de Afganistán como la correcta tras más de 20 años de guerra.

“La cuestión que encaró el presidente en abril (...) es si deberíamos enviar a hombres y mujeres de EEUU a una guerra civil en otro país cuando su propio Ejército no lucha por defenderlos. Y la respuesta a esa pregunta es no”, ha afirmado Sullivan. 

Trump ha pedido su dimisión

Por su parte, el expresidente Donald Trump no ha perdido la ocasión y pidió este domingo la dimisión de Joe Biden. “Es hora de que Joe Biden dimita en desgracia por lo que ha permitido que le ocurra a Afganistán, junto con el tremendo aumento de la COVID-19, la catástrofe de la frontera, la destrucción de la independencia energética y nuestra economía paralizada”, ha dicho en un comunicado recogido por la revista estadounidense Newsweek.

Asimismo, ha vuelto a remarcar su teoría del fraude electoral en las últimas elecciones presidenciales que dieron la victoria a Biden. Para Trump, la dimisión “no debería ser un gran problema, porque para empezar no fue elegido legítimamente”.

A estas críticas se ha sumado el líder republicano en la Cámara Alta de Estados Unidos, Mitch McConnell, que ha calificado de “vergonzoso” el papel de Estados Unidos en Afganistán. “La salida fallida de Afganistán de la Administración Biden, incluida la frenética evacuación de estadounidenses y afganos vulnerables de Kabul, es un vergonzoso fracaso del liderazgo estadounidense”, ha dicho en un comunicado.