VIRALES
25/04/2020 11:07 CEST | Actualizado 25/04/2020 11:11 CEST

El modelo Jon Kortajarena pide perdón tras su enfado porque Glovo no le traía una tortilla

"Hoy bajaré a por huevos y patatas y me la haré yo", ha bromeado tras disculparse.

Daniele Venturelli via Getty Images
Jon Kortajarena.

El modelo Jon Kortajarena ha pedido disculpas a través de sus storiesde Instagram después de que sus comentarios hacia la empresa Glovo hayan enfadado a muchos en las redes sociales. 

Kortajarena compartió, también en sus stories, las quejas que envió a esta empresa de reparto de comida a domicilio porque llevaba dos horas esperando una tortilla. 

“Lo de Glovo es una vergüenza. Si no podéis dar un servicio, no lo deis, pero esto es jugar con el tiempo y el dinero de la gente. Dos horas para una tortilla de patata. ...Y las ilusiones”, escribió el modelo. 

La empresa respondió que “debido a la situación actual” de pandemia de coronavirus, no habían conseguido asignar a un repartidor y preguntó al modelo si quería proseguir con su pedido. 

"Ojalá algún día tenga usted ganas de tortilla y jueguen con sus sentimientos", expresó el modelo en sus quejas

Lejos de mostrarse comprensivo, Kortajarena insistió en querer su tortilla y en que llevaba “dos horas” esperándola. “Si no podéis decirme cuánto tiempo va a tardar, canceladme el pedido y nunca más pediré una tortilla con vosotros. Manda huevos. Nunca mejor dicho”, escribió. 

Entonces la empresa le informó de que le cancelaban el pedido “sin costo” y se disculparon con él. 

¿La reacción del modelo? Esta: “Sólo faltaba que encima me cobréis una tortilla que he estado esperando dos horas y que nunca ha llegado. ¡Gracias! Ojalá algún día tenga usted ganas de tortilla y jueguen con sus sentimientos”. 

Sus palabras han sido muy criticadas en Twitter

Razón por la que Kortajarena ha tenido que dar explicaciones y pedir perdón. 

El modelo ha asegurado que lleva tres meses en Los Ángeles (EEUU) y que tuvo que regresar a España por que su madre se contagió de coronavirus. 

Así explica lo que sucedió: 

“Conseguí un vuelo de Los Ángeles a Londres y de Londres a Madrid. Luego tenía que conducir de Madrid a Bilbao. En el vuelo, dadas las circunstancias, no hay comida, te dan una botella de agua y una chocolatina para once horas de vuelo. En la escala de Londres todos los servicios del aeropuerto estaban cerrados. En el siguiente vuelo más de lo mismo, una botella de agua. Estaba sin comer. Cuando por fin llegué a casa, a las doce de la noche, decidí pedir comida a algún sitio porque en mi casa no había absolutamente nada después de estar tres meses fuera. Llamé a una empresa de comida a domicilio y me dijeron que tardarían 20 minutos. Y como dos horas después no habían traído la comida, pues lo reclamé”. 

El modelo reconoce que el comentario que hizo “sonó un poco caprichoso” y que generó el enfado de “alguna gente” porque “en un momento de pandemia no es momento de ser caprichoso”. 

“Quiero aclarar que en ningún momento me estaba metiendo con los empleados que trabajan en esa empresa sino con la empresa en sí”, dice Kortajarena, quien pide “disculpas a quien se haya podido sentir ofendido”. 

"En un momento de pandemia no es momento de ser caprichoso", ha admitido Kortajarena

“A mí no me importa dar la cara y pedir disculpas si he hecho daño a alguien”, prosigue el modelo, quien valora “el trabajo tan grande que están haciendo los trabajadores que dan servicio a este tipo de empresas”. 

Kortajarena reconoce que “hay veces que quieres decir las cosas de una manera”, que él quería decirlas “con un punto de humor” pero que “no sonó así”. “Creo que es importante pedir disculpas”, insiste. 

“Así que nada, hoy iré al mercado a por patatas y huevos y me haré yo una tortilla”, finiquita. 

Photo gallery Famosos que han fallecido por coronavirus See Gallery

HEINEKEN PARA EL HUFFPOST