INTERNACIONAL
28/06/2021 07:30 CEST

La Autoridad Palestina reprime duramente las protestas pidiendo la dimisión de Abbas

La muerte de un disidente en custodia policial levanta a una población cansada de un liderazgo sin renovar desde 2005 y con crecientes acusaciones de autoritarismo.

Las fuerzas de seguridad de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) han reprimido de nuevo con dureza las protestas en Cisjordania ocupada que piden la dimisión del presidente palestino, Mahmud Abbas, que se suceden por cuarto día consecutivo en los territorios.

El movimiento de protesta se encendió el pasado jueves, a raíz de la muerte del disidente palestino Nizar Banat bajo custodia de la policía de la ANP, que lo detuvo unas horas antes en su casa de la ciudad de Hebrón (Cisjordania ocupada). 

Ese mismo día comenzaron las protestas en Ramala para reclamar justicia por la muerte de Banat en manifestaciones poco usuales en las que se gritó “Vete Abás” y “El pueblo quiere la caída del régimen”, reclamos que se extendieron al día siguiente por Hebrón.

Las manifestaciones, que se han repetido a diario en ambas ciudades, han sido reprimidas por uniformados de la ANP y desde ayer también por agentes de seguridad vestidos de civil vinculados al partido nacionalista Fatah, liderado por Abbas y que controla la ANP.

En una demostración de fuerza, milicianos de Fatah salieron hoy a las calles de Hebrón en apoyo a la ANP y a Abás para contrarrestar la movilización popular palestina en su contra.

En las imágenes de las protestas que circulan por las redes sociales se aprecia como los agentes vestidos de civil -considerados “matones” a sueldo al servicio de Fatah- agreden y apalean a los manifestantes, incluidos periodistas identificados como tal.

Viene de lejos

La muerte de Banat ha exacerbado las acusaciones de autoritarismo hacia Abbas, que han crecido en los últimos años, así como las denuncias de amenazas y extorsión a activistas y periodistas.

Abbas, de 85 años, no renueva su liderazgo desde 2005 y en abril suspendió las elecciones convocadas para este año: legislativas en mayo -las últimas fueron en 2006- y presidenciales, en julio.

Máximo líder del partido nacionalista Fatah y de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), preside también la ANP que gobierna en partes de Cisjordania ocupada y es reconocido por la comunidad como el representante de los palestinos pese a su escasa legitimidad.

Banat había sido detenido en anteriores ocasiones y sufrió ataques como el de mayo, cuando hombres armados dispararon balas, granadas paralizantes y gases lacrimógenos contra su casa en la que se encontraban también su esposa e hijos.

Las fuerzas de seguridad palestinas también retuvieron durante una noche a principios de semana al destacado activista, Isa Amro, muy crítico con Israel y la ANP, que generó gran indignación en las redes sociales. 

Photo gallery Mahmud Abbas en la ONU See Gallery

EL HUFFPOST PARA PHILIPS HUE