VIRALES
25/11/2020 18:12 CET | Actualizado 25/11/2020 18:38 CET

La cruda casualidad de la fecha de la muerte de Maradona: un día especial para él desde hacía cuatro años

Los giros del destino.

GETTY
Maradona, en el año 2010.

La fecha de la muerte de Diego Armando Maradona ya está escrita en la historia del deporte: 25 de noviembre del año 2020.

El destino ha querido que ‘El Pelusa’ haya fallecido justo cuatro año después que su amigo Fidel castro, que murió también un 25 de noviembre, en este caso de 2016.

Ambos se conocieron en 1987 y desde entonces estuvieron muy próximos. El futbolista no ocultó nunca su gran admiración por Fidel Castro y la revolución cubana. De hecho, llevaba tatuado su rostro en la pierna izquierda, mientras que en el brazo lleva tatuado la cara del ‘Che’ Guevara. 

Castro, por su parte, ayudó al futbolista a salir de las drogas, ya que Maradona fue atendido en Cuba de su adicción desde enero del año 2020.

Hace justo cuatro años, cuando murió Castro, Maradona se mostró totalmente conmocionado desde Zagreb, donde se encontraba acompañando al equipo argentino de Copa Davis.

“Después de la final me voy para Cuba a despedir a mi amigo. Nos va a seguir guiando desde el cielo como el Che y Chavez”, dijo. “Da asco que festejen la muerte de Fidel”, remató.

“Estoy muy triste. Murió un amigo, alguien que me ayudó mucho en Cuba. Fue un gran consejero. Fidel fue como un segundo padre para mí”, añadió.

Según Maradona, “los demás hicieron buenas cosas por su pueblo, pero el único comandante fue Fidel”: ”Él puso la cara, fue a pelear por sus ideales. Hoy vemos que cualquier político se vende por un par de zapatillas es terrible recordar a Fidel con tanta sensibilidad con su pueblo y para con todos. El respetaba hasta a los americanos. Pero también los tenía bien puestos para enfrentarlos”.

Photo gallery Las portadas de la prensa por la muerte de Maradona See Gallery