BLOGS
15/06/2019 09:30 CEST | Actualizado 15/06/2019 09:30 CEST

La década en la que Netflix y Disney conquistaron al mundo

2019 se perfila como uno de los años más exitosos para Disney.

wutwhanfoto via Getty Images

Hace poco concluyeron dos sagas que marcaron la década del 2010, Vengadores y Juego de Tronos. Vengadores no concluyó definitivamente, pero sí su famosa ‘Fase 1’, y Juego de Tronos aparentemente terminó, pero tanto Warner como HBO mostrarían pocos instintos comerciales si dentro de poco no anunciaran que habrá películas o series protagonizadas por los Stark o por algunos de los otros sobrevivientes de la serie.

Pero los personajes de estas épicas no son los únicos que han enfrentado la muerte en esta década de héroes, ya que al acercarnos al 2020 el mundo del entretenimiento ha sufrido cambios cataclísmicos. Es una década de cambios gigantescos en la que Netflix y los servicios de streaming han puesto en jaque a la industria del entretenimiento, Disney/Marvel han arrollado a la competencia y en que una estrella de un reality show se convirtió en presidente. 

¿Cuáles son las tendencias que han dominado la década?

Netflix y el streaming

Nada ha revolucionado más la industria del entretenimiento que Netflix. Primero al pasar de un servicio de entrega de vídeos a domicilio a una plataforma de streaming, y entonces con su impactante noticia de que iba a producir contenido original con la serie House of Cards. En su momento, Netflix impresionó al revelar que esta serie se había producido tomando en cuenta toda la información que Netflix tenía de sus usuarios: eran fans de Kevin Spacey, fans de las películas de David Fincher y fans de series políticas. Entonces era lógico para ellos producir esta serie y con ella tuvieron su primer gran éxito original. Y la revolución apenas comenzaba, desde el estreno de la serie en 2013 y cientos de series y producciones originales más, Netflix ha puesto a temblar a las televisoras, a los sistemas de TV de paga y a las cadenas de cine.

Mucha gente ha cortado la televisión de pago y ya sólo ve Netflix . La mayoría de los adolescentes en muchos lugares del planeta sólo ven Netflix y no saben ni les importa que exista nada más. Y Netflix tiene presupuesto para crecer, así que casi cada semana podemos contar con un nuevo estreno de una serie o película en su plataforma, y a contratar talento de primer nivel como Sandra Bullock, Will Smith, Brad Pitt o Emma Stone. Netflix ha comenzado a producir localmente en distintos países con gran éxito. Algunos cineastas venden sus películas en exclusiva a Netflix, causando controversia y peleas en la industria del cine, como fue el caso de la multipremiada Roma, de Alfonso Cuarón.

Algunos analistas se preguntan si Netflix podrá seguir manteniendo su nivel de deuda para producir nuevo contenido.

Ha sido la década de Netflix, sin duda. Pero hay retos en el horizonte. Algunos analistas se preguntan si Netflix podrá seguir manteniendo su nivel de deuda para producir nuevo contenido, especialmente con la competencia de Amazon y otros sistemas de streaming, y próximamente de la nueva plataforma de Disney Plus, que viene con todo, incluyendo todo el catálogo de películas de Disney y de Fox y series originales protagonizadas por héroes y villanos de Marvel como Loki, Wanda y Visión.

Disney: Superhéroes, niños y Star Wars

Disney siempre ha sido una gran marca y una mina de oro, y por distintos períodos en la historia ha sido una fuerza importantísima en la industria del cine, pero nunca como ahora. Cuando en la década pasada se podía ver a Disney solo como productor de contenidos para niños y niñas, su adquisición de Marvel y de Star Wars fue un golpe brillante que ha llevado a la casa de Mickey a éxitos que parecen inalcanzables para sus competidores. 

Año tras año, las películas más taquilleras son de Disney/Marvel: la monstruosamente exitosa franquicia de Vengadores, la saga de Star Wars, las películas animadas como Los Increíbles y Frozen, y las recreaciones con seres humanos de clásicos como Cenicienta, Maléfica, El Libro de la Selva y próximamente El Rey León.

El imperio se consolidó este año con la compra de Fox y de todo su catálogo de películas, canales de televisión y su estudio. El catálogo de películas le servirá a Disney para competir con Netflix en su nuevo sistema de streaming, además de que finalmente adquiere los derechos de propiedades súper populares de Marvel como los X Men y los Cuatro Fantásticos. Adicionalmente, Disney hereda la súper popular (en teoría) saga de Avatar de James Cameron, cuyas muy prometidas secuelas vienen en los próximos años.

2019 se perfila como uno de los años más exitosos para Disney.

No todo han sido éxitos últimamente para la Casa del Ratón Mickey: Dumbo y Mary Poppins no funcionaron tan bien como se esperaba, y la saga de Star Wars entró en aguas turbulentas cuando, a pesar del éxito en taquilla de El Ultimo Jedi, los fans odiaron la película y después la mediocre película de Solo no despegó comercialmente. Así que Disney debe estar tomando todas las precauciones para que la próxima película de la saga Star Wars: El ascenso de Skywalker, sea un éxito. 

Sin embargo, por el momento son pequeños tropezones. 2019 se perfila como uno de los años más exitosos para Disney con éxitos como Capitana Marvel, Aladino y por supuesto la arrolladora Avengers Endgame, que en este momento es ya la segunda película más taquillera de la historia. Y viene El Rey León. A diferencia de Mickey en Fantasía, la varita mágica de los ejecutivos de Disney sí funciona. La pregunta es, en el futuro, quién de sus rivales puede siquiera acercársele. 

Entonces ahora el mundo del entretenimiento es dominado por Disney y Netflix, y sin embargo en estas épocas de cambios vertiginosos, las cosas pueden cambiar muy rápidamente. Ya veremos si los imperios continúan su consolidación o si llega un cisne negro a sorprendernos a todos.

 

Síguenos también en el Facebook de El HuffPost Blogs

PRIME DAY