NOTICIAS
21/07/2020 16:22 CEST

La directora de la Agencia Española de Medicamentos considera que tendremos una vacuna "antes de dos años"

Habrá "varias" vacunas seguras a disposición de los ciudadanos.

AFP
La vacuna, prioridad contra el coronavirus

Sanidad espera contar con una vacuna “eficaz y segura” frente a la COVID-19 antes de dos años, y España será uno de los países que participará en la evaluación del antígeno que llevará a cabo la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

La directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), María Jesús Lamas, ha anunciado este martes que España ha sido designada como ponente para la evaluación de la vacuna frente a la COVID-19.

Lo ha dicho durante su comparecencia en la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, a la que también han acudido la directora general de Salud Pública, Calidad e Innovación, Pilar Aparicio; y la directora del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III, Marina Pollán, para informar sobre la labor realizada durante la pandemia de coronavirus.

No será masiva desde el comienzo

Lamas se ha mostrado convencida de que habrá a disposición de los ciudadanos “no una, sino varias vacunas seguras y efectivas en un tiempo récord”.

No obstante, ha advertido de que la producción de la vacuna no va a ser masiva desde el primer día, sino que será progresiva, por lo que cree que, cuando el medicamento esté disponible, habrá que seleccionar “muy cuidadosamente” la política de vacunación.

Ha explicado que, a pesar de que el tiempo medio para la fabricación de una vacuna es de 10 años, podría haber una “eficaz y segura” contra la COVID-19 antes de 2 años.

EFE
María Jesús Lamas, directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios

Sin embargo -ha dicho-, para que esto sea posible a gran escala no basta con la investigación, sino que es necesario escalar la producción a un nivel “nunca visto”, tarea en la cual participarán compañías españolas.

En este sentido, ha recordado que España formará parte del proceso de producción a través de esta fase final del proceso de llenado y acabado de viales de unas de las vacunas “más avanzadas” de una compañía norteamericana (Moderna) para abastecer a los mercados de fuera de EEUU.

Para Lamas, este acuerdo supone un importante impulso para la industria farmacéutica española y ha asegurado que desde la Aepms continúan manteniendo un estrecho contacto con otras compañías españolas con la esperanza “bien fundada” de que otras plantas puedan sumir también estas fases del proceso de fabricación.

Photo gallery Qué opina la prensa internacional de la gestión de España durante el coronavirus See Gallery

“El virus no conoce de fronteras y nos enfrentamos a un problema de salud pública global y, sin un enfoque global y solidario, será imposible atajarlo”, ha advertido la directora de la Aemps, que ha subrayado que es necesario lograr un acceso equitativo a la vacuna “justo y solidario” con otras regiones menos favorecidas.

Así, ha recordado que la población diana de vacunación estará por encima de los 5.000 millones de personas y que, “mientras no estemos todos protegidos, no lo estaremos ninguno”.

En materia de prevención, Lamas ha destacado la importancia de incrementar la tasa de vacunación frente a la gripe para evitar que en otoño coexistan síntomas respiratorios de las dos enfermedades que son muy similares y pueden tensionar el sistema sanitario.

A pesar de que el tiempo medio para la fabricación de una vacuna es de 10 años, podría haber una “eficaz y segura” contra la COVID-19 antes de 2 años

En este sentido, la directora general de Salud Pública ha anunciado que el Ministerio de Sanidad ya ha firmado los contratos para la compra extraordinaria de más de 5 millones de dosis de vacunas frente a la gripe, con el objetivo de aumentar la cobertura de vacunación entre grupos vulnerables, profesionales sanitarios y otros trabajadores esenciales.

Se trata de evitar las consecuencias de una posible coexistencia de la gripe estacional y la COVID-19, ha explicado Aparicio, que ha recordado que con ese objetivo Sanidad ha impulsado la gestión de una compra extraordinaria de la vacuna adicional a la compra habitual de las comunidades autónomas.

En cuanto a la futura vacuna frente al coronavirus, ha señalado que el Ministerio está valorando los diferentes escenarios para cuando esté disponible y se está poniendo en marcha un sistema de registro que permita su correcto seguimiento.

Ha informado de que desde el fin de la desescalada se han comunicado en España un total de 267 brotes con 3.792 casos, de los que 201 continúan activos en 17 comunidades autónomas con un total de 2.289 casos.

Por ello -ha destacado Aparicio-, en estos momentos es importante que toda la atención esté centrada en la detección temprana de los casos y brotes y el seguimiento exhaustivo de los mismos y sus contactos.

El peligro de buscar la inmunidad de rebaño

Por su parte, la directora del Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III ha advertido del peligro de dejar que las personas se contagien de la COVID-19.

“La seroprevalencia muestra claramente que es muy difícil llegar a la inmunidad de grupo sin asumir un coste en términos de muertes y sobrecarga del Sistema Nacional de Salud (SNS), que ya ha sido reconocido internacionalmente”, ha advertido Pollán.

Ha recordado que había países que opinaban que la mejor estrategia era hacer que toda la población se expusiera al virus. “Parece que nuestros resultados junto con los de otros estudios señalan que esto no es así”.