POLÍTICA
13/11/2019 08:55 CET | Actualizado 13/11/2019 09:12 CET

La policía desaloja de madrugada La Ingobernable, la casa del activismo en Madrid

La Ingobernable era el punto de encuentro de diferentes colectivos como las kellys, el movimiento 8M o Juventudes por el Clima.

El HuffPost

El activismo está de luto. El edificio del centro social autogestionado ‘La Ingobernable’ en Madrid ha sido desalojado esta madrugada, como preveían los activistas desde hace meses. Así lo han denunciado en redes sociales desde primera hora de la mañana. 

″¡Están desalojando La Ingo ahora! ¡La derecha ha mandado a la policía a desalojar por la fuerza, sin diálogo ni previo aviso! Necesitamos toda la presencia posible”, avisa un mensaje del Twitter de “La ingobernable”, al que añaden: “Aunque desalojen este edificio no nos pueden desalojar porque estamos en todas partes y el Madrid ingobernable es indesalojable”.

 

Fuentes del consistorio han explicado a Efe que a las 3.20 horas de este miércoles, la Policía Municipal ha desalojado y procedido a ejecutar la recuperación del inmueble situado en el paseo del Prado, 30 (esquina con la calle del Gobernador), conocido como “La Ingobernable” y perteneciente al patrimonio municipal, del que ya se han hecho cargo los servicios técnicos del Ayuntamiento de la capital.

 

La recuperación de este edificio, recuerdan, fue autorizada por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 16 de Madrid el 7 de octubre de 2019.

El desalojo, según explican las fuentes del Ayuntamiento de Madrid, ha transcurrido sin incidentes, con un operativo formado por más de 130 efectivos (mandos incluidos) y 32 vehículos.

Han participado también las Unidades de Apoyo a la Seguridad (UAS) y personal de diferentes Unidades de Distrito (Centro, Norte y Sur, Arganzuela, Salamanca y Chamberí).

Tras el desalojo, el Área de Obras y Equipamientos ha iniciado los trabajos para reforzar la carpintería exterior del edificio que garantice la integridad del mismo, añaden.

“La Ingobernable” comenzó a funcionar el 6 de mayo de 2017 cuando varios ciudadanos ocuparon un edificio vacío en la céntrica calle del Gobernador, propiedad del Consistorio, que en 2015 la entonces alcaldesa, Ana Botella (PP), había cedido a la Fundación Ambasz para demolerlo y edificar en su lugar un museo.

Un año después, en 2018, el Ayuntamiento de Madrid dirigido por Manuela Carmena recuperó el edificio para el patrimonio municipal para lo que tuvo que abonar 1,4 millones a la Fundación Ambasz como indemnización.

El pasado 18 de octubre, tras el desalojo del centro social “La Dragona”, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, expresó su satisfacción y advirtió de que el inmueble que ocupaba “La Ingobernable” sería el siguiente a recuperar “para los madrileños”.