Las chicas del Santa Mónica defienden la actitud machista de los alumnos del colegio mayor Elías Ahuja: "No nos ofenden"

Excusan a sus compañeros al tildarlo de "broma" y un "ritual" entre ambos centros. La Fiscalía va a investigar si hay delito de odio
Residentes del colegio mayor Santa Mónica
Residentes del colegio mayor Santa Mónica
EFE

La Fiscalía de Madrid investigará si los gritos e insultos machistas proferidos por residentes del Colegio Mayor Elías Ahuja de la capital contra alumnas de otro centro constituyen un delito de odio. A la investigación que ha abierto la Universidad Complutense y a las múltiples muestras de rechazo desde varios sectores de la sociedad se ha sumado la Fiscalía, que ha incoado diligencias para determinar si se trata de un delito de odio.



El vídeo, que fue grabado la noche del domingo y se ha hecho viral en las redes, muestra como uno de los residentes se asoma a una de las ventanas del colegio mayor y desde allí, a gritos, insulta a las estudiantes del cercano Colegio Mayor Santa Mónica.

“Putas, salid de vuestras madrigueras como conejas, sois unas putas ninfómanas, os prometo que vais a follar todas en la capea, ¡vamos Ahuja!”, exclama ese estudiante, momento en el que se levantan al unísono las persianas de todas las habitaciones de la siete plantas de una las fachadas del colegio y los estudiantes asomados comienzan a proferir cánticos.

La dirección del colegio, adscrito a la Universidad Complutense y gestionado por la orden de San Agustín, ha condenado rotundamente estos hechos “incomprensibles e inadmisibles” y ha comenzado a expulsar a los implicados. El primero ha sido el autor de los gritos.

“Es de broma”

Los cánticos iban dirigidos a las alumnas del centro Santa Mónica, una residencia femenina que se sitúa justo enfrente de la de varones. Pese a la indignación general que ha provocado el vídeo con los insultos, algunas de las residentes de este Colegio Mayor y otros de la zona no creen que se trate de un “acto machista”. “Son nuestros amigos, se está dando mucho bombo”, “No nos sentimos ofendidas” o “No es un canto machista, es algo habitual. Es de broma”, son algunos de los comentarios que han hecho, según un vídeo recogido por Europa Press.

En un supuesto comunicado colgado en redes sociales, las colegialas también aseguran que “ninguno de ellos tenía intención de realizar un discurso misógino ni mucho menos denigrarnos como mujeres”.

“Todo se ha sacado de quicio. No nos sentimos para nada ofendidas”, asegura otra de las chicas a El País. Algunas están “hartas” por el revuelo generado y no entienden que el vídeo haya provocado tanto malestar porque, para ellas, es sólo parte de “un ritual” que se hace antes de que vaya a celebrarse un acto conjunto, en este caso una capea, entre los dos colegios mayores.