BLOGS
06/06/2019 07:30 CEST | Actualizado 06/06/2019 07:30 CEST

Lo que esconde el mar

Ibiza. Una casa antigua situada a pocos metros del mar. Un médico fallecido en extrañas circunstancias...

Las historias más íntimas yacen en la profundidad de nuestro ser y quedan ocultas como las plantas de posidonia en el fondo del mar. Son los deseos inconfesables, las aspiraciones secretas y los pensamientos velados que despiertan cuando la vida nos da una sacudida de realidad, lo mismo que las olas golpean las rocas agitadas por un temporal.

Lo que esconde el mar es mi primera novela, en ella he querido contar la historia de Nadia que, buscando reconstruir una antigua casa en la bahía de San Antonio de Ibiza, se topará con el misterioso pasado del propietario que la habitó, despertando sus contradicciones y pasiones que darán un vuelco a su vida.

La soledad en la casa en la bahía ibicenca, donde los albañiles le han preparado una habitación provisional desde donde seguirá durante cuatro meses la reconstrucción de la vivienda y trabajará editando una extraña novela por encargo de la editorial con la que colabora, le obsesionará, pero le dará la clave para investigar el misterio en el que se ve envuelta.

La protagonista se enfrentará a un gran enigma, un descubrimiento muy valioso que quizás le costó la vida al médico y que pondrá en peligro la suya.

Descubrirá que la pasión del anterior dueño, un viejo médico fallecido, era el rescate de pecios; barcos hundidos en la isla de Ibiza cuando los cartagineses  la fundaron y los romanos recalaron en ella. Encontrará en la casa los diarios incompletos de las expediciones submarinas del doctor y sus hallazgos arqueológicos, pero sobre todo se enfrentará a un gran enigma, un descubrimiento muy valioso que quizás le costó la vida al médico y que pondrá en peligro la suya.

Ibiza y Formentera son el paisaje bucólico y a veces agresivo en el contexto de la novela, los personajes que rodean a Nadia espero haber conseguido desfigurarlos de su apariencia real; no quisiera que  los que he conocido  se vieran reflejados en el espejo de la bahía cuando el mar está en calma.

ESPACIO ECO