Lo que este restaurante puso a unos clientes en el ticket de la cuenta es de nota

En la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón.
|
El ticket de la cuenta del restaurante.
El ticket de la cuenta del restaurante.
EL HUFFPOST

En los últimos días, varios detalles de restaurantes con clientes se han hecho virales para mal: establecimientos que han cobrado (sin avisarlo y, por tanto, de forma irregular) suplementos por el hielo o el limón en las bebidas. Pero, esta vez, el detalle que un local ha tenido con sus clientes es justamente lo contrario.

Se trata del gesto simbólico que el restaurante Ochenta Grados, del municipio madrileño de Pozuelo de Alarcón, ha tenido con unos comensales.

En el ticket con la cuenta se pueden comprobar todos los productos que consumieron los clientes: desde el vino a la hamburguesa, pasando por una clara de limón o leche con galletas.

Lo verdaderamente llamativo está al final, donde el restaurante ha incluido tres conceptos que se salen por completo de lo normal.

″Por tu sonrisa”, “por tu amabilidad”, “por tu confianza”, se puede leer en cada una de las líneas, que lleva aparejada sendos descuentos simbólicos de un céntimo.

Al final se añade también otro concepto, “por recomendarnos”, por el que se descuentan dos céntimos al total de la cuenta.

El ticket de la cuenta del restaurante.
El ticket de la cuenta del restaurante.
EL HUFFPOST

Esta no es la única cuenta de un restaurante que llama la atención en los últimos días. El popular usuario de Twitter, escritor y creador de contenido Miguel López, conocido como El Hematocrítico, publicó en su perfil de Twitter lo que le pasó en un restaurante de Portugal.

López, que señaló que eran 17 personas, relató que tras comer en el local portugués pidieron la cuenta. Sin embargo, lejos de recibir un ticket con la descripción de los gastos les entregaron un trozo de papel con el importe a pagar.

En la imagen que publicó se puede ver cómo les dieron un folio, que parece arrancado de un cuaderno, para comunicarles que debían de pagar 127,60 euros. Ya está. Sin más.

Restaurante The Clink

Restaurantes curiosos