INTERNACIONAL
27/08/2020 09:00 CEST

Los republicanos agitan el patriotismo de EEUU como la "nación de los milagros"

Mike Pence, el vicepresidente, defiende que Trump es la opción frente a la "herencia degradada o insultada" de los demócratas

El vicepresidente de EEUU, Mike Pence, ha alabado al país como “una nación de los milagros” en la tercera jornada de la convención republicana, a la vez que marcó un contraste con los demócratas que solo ven “oscuridad” donde hay “grandeza”.

“La pasada semana, Joe Biden (el candidato presidencial demócrata) dijo que no había un milagro en camino. Lo que Joe parece no entender es que EEUU es una nación de milagros, y estamos en camino de conseguir la primera vacuna segura y efectiva para el coronavirus a final de año”, subrayó Pence al aceptar de nuevo la nominación para la vicepresidencia.

Pence ofreció su discurso esta pasada madrugada desde el Fuerte McHenry en Baltimore (Maryland), un lugar histórico conocido por ser la sede de una batalla en la Guerra de 1812 contra los británicos que inspiró la composición del himno nacional de Estados Unidos.

“Donde ellos (los demócratas) ven oscuridad -subrayó- nosotros vemos grandeza de EEUU (...). Y si quieren un presidente que guarde silencio cuando nuestra herencia es degradada o insultada, entonces no es su hombre”, agregó sobre el presidente Donald Trump.

Además de la crisis de la pandemia del coronavirus, que ha dejado casi 180.000 muertos en EEUU, Pence se refirió a las protestas que han estallado en Kenosha (Wisconsin) después de que la Policía disparara siete veces por la espalda a un afroamericano el fin de semana y que este martes por la noche resultaron en el asesinato de dos personas a manos de un miliciano de 17 años.

“Déjenme ser claro: la violencia tiene que cesar, ya sea en Mineápolis, Portland o Kenosha (...) Tendremos ley y orden en las calles de EEUU”, afirmó Pence al comentar las varias ciudades que han vivido episodios de protestas contra la violencia policial en los últimos meses.

La Policía, con Trump

Minutos antes, en la convención, el director de la Asociación Nacional de Organizaciones Policiales, Mick McHale, expresó su respaldo al presidente Trump ante “estos tiempos desafiantes” y el “caos” generado.

“Desafortunadamente, el caos resulta cuando las autoridades en ciudades como Portland, Minéapolis, Chicago y Nueva York toman la decisión consciente y pública de no apoyar a los agentes policiales”, dijo McHale, agente en Sarasota (Florida).

Curiosamente, todas las ciudades mencionadas por el policía cuentan con alcaldes demócratas.

A por el voto femenino

Uno de los discursos más emotivos fue el de la portavoz de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, que relató sus problemas médicos para tratarse un potencial cáncer de pecho. “Quiero que mi hija crezca en los EEUU de Donald Trump (...) Decidir tener una mastectomía preventiva fue la decisión más dura que he tomado. Pero apoyarle, fue la más fácil ”, apuntó a la vez que relató el cariño mostrado por el mandatario durante el proceso.

Asimismo, Kellyanne Conway, la fiel asesora que asumió la jefatura de la campaña de Trump poco antes de las elecciones de 2016, ayudándole con el voto femenino, se dirigió de nuevo a las mujeres, el electorado que según las encuestas el mandatario está perdiendo.

“Durante décadas, (Trump) ha elevado a las mujeres a puestos de responsabilidad en los negocios y en el Gobierno. Confía en nosotras y nos consulta, respeta nuestras opiniones e insiste en que estamos en pie de igualdad con los hombres”, remarcó Conway, en el que probablemente sea su última intervención ya que ha anunciado que dejará el cargo a final de mes.

China, culpable

Si bien Pence volvió a criticar a Pekín como responsable de la pandemia del coronavirus, el testimonio más contundente contra el gigante asiático fue el de un disidente chino que escapó en 2012 de China con la ayuda de la entonces secretaria de Estado, Hillary Clinton, y que pidió el voto para Trump. “Estados Unidos debe usar sus valores de libertad, democracia y el Estado de derecho para reunir a una coalición de otras democracias que detengan la agresión de China. El presidente Trump ha sido un líder en este ámbito, y necesitamos que otros países se unan a él en esta lucha”, afirmó Chen Guangcheng.

Su discurso buscaba ayudar a reivindicar la política del actual presidente hacia China, al que ha convertido en su principal adversario internacional, espoleando una tensión que ha aumentado los últimos meses con sanciones económicas y diplomáticas a Pekín.

La curiosidad de la noche ha sido el discurso de sor Deirdre Byrne, militar, cirujana y misionera, que compareció para defender la postura republicana sobre el aborto. “Donald Trump es el presidente más provida que ha tenido esta nación, defendiendo la vida en todas las etapas. Su creencia en la santidad de la vida trasciende la política. Por su valentía, el presidente Donald Trump tiene el apoyo de la comunidad antiaborto”.  

La convención concluirá este jueves 27 de agosto, con el esperado discurso de aceptación de Trump de la nominación republicana para las elecciones del 3 de noviembre, en directo desde la Casa Blanca. 

Photo gallery Mike Pence See Gallery

#YONOMEOLVIDO