La queja más repetida entre los espectadores de la final de Eurovisión

Imposible no verlo.
Un momento de la actuación de We Are Domi, de la República Checa, en la final de Eurovisión.
YARA NARDI via REUTERS
Un momento de la actuación de We Are Domi, de la República Checa, en la final de Eurovisión.

La final de Eurovisión ha congregado este sábado a millones de españoles frente a la televisión para ver la final en al que España, tras tantos años encadenando batacazos, por fin parece tener papeletas para quedar en buena posición con Chanel y su SloMo.

Nervios y emoción han sido las principales emociones que han compartido los espectadores a través de Twitter. A alguna queja sobre la realización de la gala, se sumaron también bastantes comentarios criticando el efecto de las luces del Pala Alpitour de Turín.

A muchos de ellos les llegó a parecer un exceso, con tanto foco en movimiento... y algunos incluso señalaron —unos más en broma, otros más en serio— que hubiera sido necesario un mensaje de advertencia para personas fotosensibles.

Originalmente, el mediocírculo que se ve tras los artistas era un sol cinético que podía ir configurándose para las distintas actuaciones y que iba a permitir a cualquier país montar distintos tipos de escenografía, pero unos días antes del Festival se anunció que la estructura fallaba y no podía moverse.

Por ese motivo, las delegaciones han tenido que apostar por distintas iluminaciones. España, por ejemplo, utiliza paneles de LED que bajan desde el techo y tapan el citado sol.